26 de Junio de 2017 | 05:47
LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS
 

Herramientas para el texto

El PSOE busca su camino tratando de evitar una fractura

19 de Mayo de 2017

MADRID (Reuters) - Los militantes socialistas escogerán el próximo domingo un nuevo líder en unas elecciones primarias convertidas en una pugna entre facciones que amenaza con fracturar al partido que más ha gobernado en España desde la restauración de la democracia.

Reuters

REUTERS/Marcelo del Pozo

Tras haber obtenido el año pasado los peores resultados de su historia, la encrucijada para el PSOE llega además en un momento difícil para el socialismo en Europa, rechazado por los votantes ante el auge de nuevos partidos en un contexto de crisis socioeconómica.

"La división sería terrible, seguiríamos perdiendo votos, hay que hacer lo que hemos hecho siempre, el que pierda se pone al lado del que gane", dijo Francisco Imedio, jubilado de 71 años y militante socialista desde 1980, en un multitudinario acto en Madrid con el exsecretario general Pedro Sánchez.

Imedio, uno de los aproximadamente 188.000 afiliados que votarán el domingo, cree que Sánchez es el que mejor defiende los postulados socialistas, frente a la presidenta andaluza, Susana Díaz, considerada la candidata de la vieja guardia, y el exlehendakari Patxi López, el aspirante con menos respaldo.

Las primarias se han planteado como una batalla entre Díaz y Sánchez, pero cualquiera que los dos tendrá difícil hacer oposición al Gobierno en minoría del Partido Popular, puesto que ambos estarán fuera del Congreso, mientras que en el sector empresarial hay un cierto miedo de que una victoria de Sánchez pueda desembocar en un nuevo período de inestabilidad política.

Con un discurso más a la izquierda del que defendió en sus dos años al frente del PSOE, Sánchez ha dado la sorpresa al granjearse apenas 6.000 avales menos que Díaz, impulsora de la corriente que le defenestró en octubre pasado tras su negativa a permitir gobernar al PP, tradicional adversario del PSOE.

LA LUCHA POR EL VOTO

Pese a que la mayoría de los dirigentes actuales ven a Díaz como la única capaz de restañar heridas y devolver al PSOE al poder tras perder 5,8 millones de votos desde 2008, varios sondeos apuntan a que no es la preferida de los votantes, especialmente fuera de Andalucía, y que se la identifica con las políticas del Partido Popular.

"Cuando el PSOE pierde su perfil de alternativa y se confunde con el adversario, el electorado acaba por no reconocerte y termina recurriendo a otras formulaciones más populistas", dijo a Reuters José Luis Ábalos, diputado y coordinador de campaña de Sánchez, en referencia a Podemos, el partido que por la izquierda ha restado votos al PSOE.

Sin embargo, el hecho de que el partido siga resistiendo en el entorno del 20 por ciento de respaldo y que se haya vuelto a situar como segunda fuerza en el último sondeo del CIS hace confiar a la corriente de Díaz en que se pueden recuperar apoyos en unas elecciones generales apelando al llamado voto útil.

"Ella es la que mejor puede no sólo unir al partido, sino allanar el camino para que el PSOE vuelva a gobernar, estoy convencido de que será la próxima presidenta del Gobierno", dijo a Reuters un alto cargo andaluz que prefirió permanecer en el anonimato.

Aunque es evidente el riesgo de escisión ante las irreconciliables posiciones de los dos principales aspirantes, algunos analistas apuntan a que llevará tiempo dirimir el futuro de un partido que aún tiene por delante un congreso federal, otros regionales y unas primarias a la presidencia del Gobierno.

"NO HAY RIESGO DE 'PASOKIZACIÓN'"

El riesgo de que al PSOE le ocurra lo mismo que al PASOK, que pasó de partido mayoritario a residual en Grecia, es débil en España, donde tiene una importante base territorial y donde los socialistas se han alternado en el Gobierno con el PP las últimas décadas con amplias mayorías, según los expertos.

"Su problema fundamental es que va a estar en la oposición durante muchísimos ciclos electorales, pero no porque vaya a desaparecer sino porque no va a tener capacidad para hacer coaliciones alternativas y desalojar al PP de La Moncloa", dijo a Reuters el politólogo Pablo Simón.

En esa misma línea se pronuncia el historiador Santos Juliá, que advierte de que de continuar el enfrentamiento se agudizaría la desafección de los votantes y la división de la izquierda, que trató de fraguar sin éxito una coalición electoral el año pasado bajo la batuta de Sánchez.

"La consecuencia final de esta paralizante situación será un descenso a la irrelevancia o la retirada a una esquina de un cuadrilátero superpoblado de fuerzas o grupos de izquierda en los ámbitos locales o regionales, cada cual a lo suyo, sin nadie capaz de aglutinar tanta fragmentación en un proyecto de Estado", dijo en un artículo en El País esta semana.

Pese a que una victoria de Sánchez endurecería la oposición socialista a Rajoy, es improbable que eso afecte a la estabilidad inmediata a corto plazo de una legislatura que está esperando al PSOE para empezar a funcionar, según Simón.

"Descarto unas elecciones en el corto plazo, habida cuenta de que Rajoy tiene prácticamente cerrados los presupuestos y puede tranquilamente continuar la legislatura como poco hasta 2019", apuntó.

Vote:
|| || || || |
Resultado:
17 votos
  • Comparte esta noticia en yahoo
  • Comparte esta noticia en technorati
  • Comparte esta noticia en digg
  • Comparte esta noticia en delicius
  • Comparte esta noticia en meneame
  • Comparte esta noticia en linkedin

Te recomendamos

  • Chica con tablet

    Aranzadi Infolex Mobile

    Te presentamos Aranzadi Infolex Mobile una nueva aplicación que te permitirá acceder a los datos de tu despacho en cualquier momento y desde cualquier lugar, desde cualquier dispositivo móvil

 
© Editorial Aranzadi S.A.U
 
 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar

.