18 de Octubre de 2019 | 12:53
LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS
 

Herramientas para el texto

May intenta trazar un camino para salir del laberinto del Brexit

2 de Abril de 2019

LONDRES (Reuters) - La primera ministra británica, Theresa May, presidirá el martes varias reuniones de su gabinete en un intento por trazar un curso que saque al país del laberinto del Brexit, en un momento en el que aumenta la presión para una salida de la Unión Europea sin acuerdo o una convocatoria electoral.

Reuters

Mark Duffy via REUTERS.

Casi tres años después de que el Reino Unido votara a favor de dejar a la UE en una consulta de inesperado resultado, la política británica está sumida en una crisis profunda y no está claro cómo, cuándo o si alguna vez abandonará el club al que se unió por primera vez en 1973.

El acuerdo de May (negociado por Londres y Bruselas durante dos años) ha sido derrotado tres veces por la cámara baja del Parlamento británico, que el lunes no logró agrupar una mayoría para ninguna alternativa a su acuerdo.

Es previsible que May intente someter su acuerdo a una cuarta votación esta semana.

El punto muerto ya ha retrasado el Brexit en dos semanas respecto a la fecha de salida prevista inicialmente (el 29 de marzo) y se prevé que May presida reuniones del Ejecutivo de varias horas en Downing Street, en un intento por encontrar una salida al actual estancamiento.

"En los últimos días se ha hecho más probable una salida sin acuerdo, pero aún podemos tener esperanzas de que se evite", dijo en Bruselas el jefe de negociaciones de la UE para el Brexit, Michel Barnier.

"El Reino Unido debe indicar ahora el camino a seguir o indicar un plan", dijo Barnier. "Ahora más que nunca".

Barnier dijo que todavía es posible que Reino Unido apruebe el acuerdo de May, y reiteró que era "la única manera" de que Reino Unido abandone el bloque de manera ordenada.

Si May no puede lograr que el Parlamento lo ratifique, entonces tiene la opción de una salida sin acuerdo, convocar elecciones o pedir a la UE una prórroga larga para negociar un acuerdo del Brexit con una relación mucho más estrecha con el bloque.

La tercera derrota del acuerdo de retirada de May del viernes, la fecha en que estaba previsto en un principio que el Reino Unido abandonara la UE, ha dejado a la mandataria británica ante una crisis laberíntica.

Inversores y diplomáticos están desesperados ante el caos, y la volatilidad de las noticias sobre el Brexit es tal que algunos operadores financieros se han alejado de la libra esterlina, que ha registrado fuertes oscilaciones desde el referéndum de 2016. El lunes la divisa volvía a caer.

El electorado británico, sus dos principales partidos y el gabinete de May están divididos sobre el Brexit y May corre el riesgo de partir en dos a su Partido Conservador si se inclina hacia una relación más cercana con la UE tras el Brexit o si sale del bloque sin un acuerdo.

Es probable que se enfrente a dimisiones tanto si respalda como si rechaza una decisión de este tipo.

¿A LA CUARTA VA LA VENCIDA?

Ante el estancamiento del Brexit, el Parlamento ha estado tratando de encontrar una alternativa, pero hasta ahora ha fracasado.

La opción que más se acercó a obtener una mayoría en el Parlamento el lunes fue una propuesta para mantener a Reino Unido en una unión aduanera con la UE, que fue derrotada por tres votos. La propuesta para celebrar un referéndum confirmatorio sobre cualquier acuerdo parlamentario fue la que más votos obtuvo, pero fue derrotada por 292-280.

Barnier dijo que la UE estaba lista para aceptar que Reino Unido permanezca en la unión aduanera de la UE o una relación similar a la que la UE tiene con Noruega.

Pero May se encuentra atrapada entre diferentes facciones: la mitad de sus diputados votaron a favor de un Brexit sin acuerdo la semana pasada, mientras que solo 37 dieron el sí a la opción de la unión aduanera el lunes y 15 a un referéndum confirmatorio.

Un Brexit no negociado elevaría los precios de los alimentos en un 10 por ciento, supondría un control británico directo de Irlanda del Norte y comprometería la seguridad nacional, según una carta de Mark Sedwill, jefe de la Administración Pública, citada en el Daily Mail.

Algunos legisladores conservadores han advertido que apoyarán una moción de censura si la primera ministra acepta los llamamientos a un Brexit que mantenga muchos de los lazos económicos existentes con la UE.

Todo ello lleva de nuevo la atención al acuerdo de May.

El secretario de Educación, Damian Hinds, dijo que espera que el Parlamento apruebe esta semana el acuerdo de retirada de May, y añadió que sigue siendo el mejor desenlace.

"Si nos movemos rápidamente esta semana y conseguimos que se apruebe este acuerdo, todavía es posible que podamos evitar participar en las elecciones al Parlamento Europeo (en mayo)", dijo Hinds.

Cuando se le preguntó si habría una extensión mucho más larga si fracasar el acuerdo de May una vez más, dijo: "Es un riesgo totalmente posible, un gran riesgo que se cierne sobre nosotros en este momento".

El periódico The Sun dijo que los ministros que apoyan al Brexit exigirán a May dar un ultimátum definitivo para solventar el tema de la salvaguarda irlandesa, la parte más controvertida de su acuerdo, o permitir que Reino Unido salga sin un acuerdo a las 2200 GMT del 12 de abril.

El Times dijo que el ministro de finanzas, Philip Hammond, le dirá al gabinete que los conservadores podrían tener que llegar a un acuerdo de consenso o contemplar la posibilidad de referéndum, ya que ni el partido ni el país podrían permitirse unas elecciones en este momento.

  • Comparte esta noticia en linkedin

Te recomendamos

 
 

Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad. Antes de continuar por favor lea nuestra nueva Declaración de Privacidad. Además utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar