18 de Octubre de 2017 | 05:35
LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS
 

Herramientas para el texto

RAFAEL HERNÁEZ SORRIBES, GANADOR DEL PREMIO JÓVENES JURISTAS 2016

“Durante la carrera se debería estudiar la implicación que pueden tener los cambios tecnológicos en el mundo jurídico”

23 de Agosto de 2016

Rafael Hernáez Sorribes, alumno de último año de Grado en Derecho y Diploma en Derecho de los Negocios (E-1N) en la Universidad Pontificia de Comillas, Icade, ha sido el ganador de la XVI Edición del Premio Jóvenes Juristas. Auspiciado por la Fundación Garrigues, junto con Thomson Reuters Aranzadi y el Centro de Estudios Garrigues, el premio busca fomentar la excelencia en el conocimiento y ejercicio del Derecho de Empresa. Junto a un reconocimiento especial a su universidad, la Pontificia de Comillas (Icade), Hernáez ha recibido ya 6.000 euros y una beca completa para cursar un programa Máster Universitario en Práctica Jurídica del Centro de Estudios Garrigues.

  • "Es muy positivo ver cómo instituciones de la talla de Garrigues y Thomson Reuters Aranzadi se involucran en proyectos que premian la dedicación al estudio"
Legal Today

¿Qué supone para usted haber sido el ganador del Premio Jóvenes Juristas?

Ante todo, el mero hecho de haber sido seleccionado para la participación en el premio ya fue un gran orgullo. Ahora bien, ser el ganador supone para mí un reconocimiento muy importante al estudio y trabajo durante mi formación universitaria y una motivación de cara al futuro.

El Premio Jóvenes Juristas es prácticamente el único en su especie en España. ¿Cree que más convocatorias de este tipo aumentarían el nivel de formación en nuestro país?

Sin duda alguna. Cualquier premio de este tipo es un estímulo a la formación personal de los estudiantes y al esfuerzo. Es muy positivo ver cómo instituciones de la talla de Garrigues y Thomson Reuters Aranzadi se involucran en proyectos que  premian la dedicación al estudio.

¿Cuál podría ser el perfil de quienes se presentaron al Premio Jóvenes Juristas 2016?

El Premio Jóvenes Juristas, tal y como se indica en las bases, se dirige a los estudiantes de último año de Derecho de cualquier universidad española o extranjera cuyo expediente acredite una calificación igual o superior a notable. Pero además, dado el reconocimiento y prestigio de la convocatoria en el mundo jurídico profesional, presentarse no sólo implica encontrar algunos de los mejores expedientes universitarios, sino tener enfrente a personas con grandes aspiraciones, decididos a esforzarse al máximo por aprovechar una oportunidad como ésta de ser reconocidos como jóvenes con un fuerte potencial y de cursar el máster en el Centro de Estudios Garrigues.

¿Puede explicarnos en qué consistieron las diferentes pruebas?

Una vez superado el primer filtro mediante la selección de 30 candidatos según su expediente académico, el premio se estructura en dos fases: una escrita y otra oral. La primera consiste en la redacción de un dictamen de 5 horas de duración sobre un caso relacionado con el Derecho de la Empresa en el que todas las cuestiones aparecen relacionadas entre sí (Derecho de Sociedades, Derecho Laboral, Derecho Civil, Derecho Fiscal...). La segunda fase consiste en la defensa oral del dictamen ante el Tribunal del Premio y tan sólo acceden a ella los 12 participantes que hayan obtenido las mejores calificaciones en el dictamen.

¿Qué dificultades especiales plantea a un universitario el método del caso?

Tal vez las principales dificultades que pueden presentarse son la identificación del supuesto real que se plantea con los conocimientos adquiridos en la carrera y la comprensión de la interrelación existente entre las diferentes materias. Aunque el caso puede abordarse desde la perspectiva individual de cada una de ellas, es necesaria la concordancia entre las mismas en la medida en que no pueden tratarse como campos estancos y se pide una solución global.

¿Se preparó para las pruebas de alguna manera especial?

En mi caso, aunque procuré dedicar el máximo tiempo posible a la preparación de las pruebas, no pude destinar a ello todo el tiempo que me habría gustado por coincidir estas con el periodo de exámenes de Icade. La preparación la realicé con mi amigo Carlos de la Fuente, quien también fue seleccionado para la participación en el premio, y esencialmente consistió por una parte en un repaso de ciertas asignaturas de la carrera (todas aquellas vinculadas al Derecho Mercantil, Laboral y Fiscal y ciertas partes del Derecho Civil) y por otra, en la realización de los casos de ediciones anteriores. Fue muy importante en este punto la labor y el apoyo recibidos desde Icade, principalmente a través del profesor Bruno Martín y de mi madre (notaria), quienes desde el primer momento se volcaron en la preparación del caso.

¿Qué valoración hace del grado de formación con el que actualmente salen de las facultades los titulados en derecho?

En general mi valoración es altamente positiva, pero dada la nueva realidad en el mundo profesional tal vez sería adecuado que los graduados en Derecho contaran con cierta formación en áreas como marketing, recursos humanos o captación de clientes, entre otras, que les permitiera contar con habilidades que, si bien es verdad que son propias del mundo empresarial, cada vez son más necesarias en otros campos profesionales. Igualmente, los profesionales del Derecho no pueden ser ajenos a los cambios tecnológicos que se están produciendo en la actualidad y sería interesante que pudiera estudiarse la implicación que ello puede tener para el mundo jurídico durante la carrera.

¿Ha realizado prácticas profesionales? ¿Considera que las pruebas del premio se asemejan a la realidad de la Abogacía que usted conoce?

Realicé prácticas a través de Icade en la Abogacía del Estado durante las cuales fui rotando por los distintos departamentos. Ciertamente hubo ocasiones en las que los problemas que surgían, aunque eran de mayor complejidad, eran muy similares a los planteados en el Premio, especialmente aquéllos que estaban vinculados a sociedades mercantiles de titularidad pública.

¿Qué planes de futuro tiene de cara a la búsqueda de su primer trabajo?

Mis planes pasan por comenzar a opositar el próximo mes de septiembre al Cuerpo Superior de Abogados del Estado.

De su universidad provienen seis de los doce galardonados.

Siento una enorme alegría y creo que en este resultado ha influido sin duda el interés por parte de Icade en dar a conocer el Premio y animar a sus estudiantes a tomar parte en él. Tan pronto como decidimos presentarnos al Premio, algunos profesores se interesaron por la preparación del caso y se organizaron tutorías para tratar cuestiones que podían surgir en el mismo. Igualmente, se nos dieron todo tipo de facilidades para evitar la coincidencia de fechas entre los exámenes universitarios y las pruebas del Premio. Desde luego, a mi modo de ver, la formación que Icade proporciona a sus alumnos es de una calidad insuperable, no sólo en el aspecto jurídico, sino también en el aspecto humano y parece que esta proporción prueba el alto grado de preparación de sus estudiantes.

Si quieres disponer de toda la información y la opinión jurídica para estar al día, suscríbete a
Actualidad Jurídica Aranzadi

Vote:
|| || || || |
Resultado:
212 votos
  • Comparte esta noticia en yahoo
  • Comparte esta noticia en technorati
  • Comparte esta noticia en digg
  • Comparte esta noticia en delicius
  • Comparte esta noticia en meneame
  • Comparte esta noticia en linkedin


Te recomendamos

  • El Derecho en la obra de Lorenzo Silva

    El Derecho en la obra de Lorenzo Silva

    El libro analiza más de cien cuestiones jurídicas planteadas en la obra de Lorenzo Silva y propone actividades para la incorporación de la lectura de sus novelas en la enseñanza y el aprendizaje del Derecho.

 
© Editorial Aranzadi S.A.U
 
 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar