12 de diciembre de 2018 | 07:58

LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS

 

Herramientas para el texto

Blog de Co.Mediación

1 de Octubre de 2015

Mónica Corella

Mediadora y abogada, consultora experta en resolución de conflicto

Félix Arias

Mediador y psicólogo, consultor experto en resolución de conflictos y diseño de estrategias colaborativas

Mediando con familias. ¿Están aumentando las rupturas de pareja en España?

“El divorcio probablemente se remonta a la misma época que el matrimonio. Yo creo, sin embargo, que el matrimonio es algunas semanas más antiguo”.
Voltaire


Uno de los conflictos interpersonales que se abordan más habitualmente en el ámbito de la mediación familiar, es el que se produce como consecuencia de la ruptura de las parejas (separación, divorcio, nulidad o ruptura de parejas de hecho).

Cuando una pareja finaliza su relación, surgen cambios importantes en su vida y en la de sus hijos (en el caso de que los tengan) que van a condicionar su presente más inmediato, pero también la vida futura de todos ellos.

La mediación ofrece una alternativa positiva, colaborativa y no contenciosa para que la pareja en proceso de ruptura, pueda alcanzar, a través del diálogo, acuerdos que contribuyan a gestionar la ruptura y planificar adecuadamente su futuro y el de sus hijos.

Como mediadores familiares nos resulta de gran interés observar la evolución de las rupturas de pareja en la sociedad, así como, sus tendencias, circunstancias y fluctuaciones a lo largo de los últimos años.

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), en España la duración media de los matrimonios durante 2014 era de 15,8 años de media. Asimismo, la edad promedio en la que las parejas se divorcian, es a los 42 años en el caso de las mujeres y a los 45 en el de los hombres. Atendiendo a las diferentes Comunidades Autónomas; Canarias, Cataluña y Ceuta son las zonas donde se producen más rupturas, mientras que en Castilla-La Mancha, Castilla y León y Extremadura, los matrimonios parecen ser  más duraderos.

En cuanto al número total de rupturas, los datos del INE ponen de manifiesto que, durante los cinco años anteriores a 2014, había disminuido el número de separaciones y divorcios en España.

Los motivos de este descenso, podrían interpretarse en función de diferentes factores. A modo de resumen, podemos citar:

  • La situación de crisis económica, que según numerosos sociólogos, provoca que las parejas que han decidido interrumpir su relación afectiva, se planteen fórmulas de convivencia que impliquen evitar los gastos derivados de la ruptura como: disponer de dos viviendas, bienes de uso cotidiano, vehículos, trámites jurídicos, etc.
    En ocasiones, este contexto económico desfavorable, puede ser un argumento que plantea uno de los miembros de la pareja que no desea separarse, como resistencia al proceso de ruptura, más allá de que estas dificultades sean más o menos salvables.
  • El también apreciable descenso durante la última década del número de matrimonios, conlleva que, al casarse menos parejas, lógicamente, sean menos las que se divorcian.
  • Otra hipótesis la ofrece la socióloga Teresa Castro-Martín, investigadora del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) que entiende que el hecho de que se casen menos personas, implica que, las que lo hacen, sean más "selectivas", lo que, según Castro-Martín, implica que la durabilidad de la relación sea mayor.  

Sin embargo, citando nuevamente al INE, puede estar produciéndose un ligero cambio de tendencia en este aspecto, ya que durante 2014, el número de divorcios se incrementó un 5,6%, el de separaciones creció un 2,7% y el de nulidades, aumentó un 2,7% respecto al año anterior.

Concretamente, en 2014, se produjeron un total de 105.893 sentencias de nulidades, separaciones y divorcios, lo que supuso una tasa de 2,3 por cada 1.000 habitantes.

Otro dato destacable para la mediación, es que la mayoría de estas rupturas, se tramitaron a través de un procedimiento de mutuo acuerdo.

Eduardo Hertfelder, presidente del Instituto de Política Familiar (IPF), identifica dos causas principales que explicarían el incremento de las rupturas de pareja:  la denominada "Ley del Divorcio Exprés" y "la salida de la crisis económica" (Diario El Mundo, 15/9/2015).

Por su parte, la profesora Castro-Martín también destaca estos dos factores y añade un tercero que, según señala, se ha producido, o está teniendo lugar, también en otros países, y que ella denomina las "separaciones pospuestas" que serían rupturas que se aplazaron por "razones económicas", pero que terminan por llevarse a efecto después de un tiempo indeterminado, ya que la pareja no es capaz de sostener esa convivencia.

Esta situación de separaciones pospuestas -añadimos nosotros- además del inevitable coste económico, aumenta el "coste emocional" de la ruptura, ya que supone un mayor deterioro en la relación entre ambos miembros de la pareja (peor comunicación, aumento de discusiones y malos entendidos, peor imagen/opinión del otro, etc.), así como, un notable incremento en su malestar e insatisfacción, mayor dificultad para superar la propia situación de ruptura y cierto bloqueo de proyectos futuros personales de cada uno de los miembros de la pareja. En conclusión, conlleva un evidente incremento de la dificultad de la posible gestión de la ruptura a través de la mediación.

Por otra parte, Castro-Martín advierte que los datos del INE sobre las rupturas de pareja, reflejan las sentencias sobre las rupturas de parejas casadas, pero, a diferencia de otros países como EE.UU., España no tiene en cuenta la ruptura de las parejas de hecho, que, por lo tanto, no se reflejan en estas estadísticas.

Por último, en el análisis de las circunstancias derivadas de la ruptura, el INE también apunta otro posible cambio de tendencia: el incremento de las sentencias judiciales en las que se establece el régimen de custodia compartida de los hijos. Esta modalidad de custodia, supone un 21,2% del total de casos. En este sentido, debe tenerse en cuenta que las sentencias en las que se atribuye la custodia única de los menores a uno de sus progenitores es aún la mayoritaria (casi un 80% de los casos) pero que la custodia compartida ha aumentado más del doble respecto a 2007. Aplazaremos el análisis de este interesante dato a futuras entradas de este blog.



Vote:
|| || || || |
Resultado:
32 votos
  • Comparte esta noticia en yahoo
  • Comparte esta noticia en technorati
  • Comparte esta noticia en digg
  • Comparte esta noticia en delicius
  • Comparte esta noticia en meneame
  • Comparte esta noticia en linkedin

Te recomendamos

  • Aranzadi Familia

    Aranzadi Familia

    Servicio de investigación jurídica para el desarrollo integral de cada proceso del Derecho de Familia

Blog


Datos personales

Este blog nace con la ilusión de crear y compartir un espacio de reflexión sobre la mediación. Durante algunos años hemos ...ver perfil

Archivo del blog

 
 

Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad. Antes de continuar por favor lea nuestra nueva Declaración de Privacidad. Además utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar