23 de Agosto de 2019 | 05:12
LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS
 

Herramientas para el texto

Civil

6 de Marzo de 2019

De la Playstation al divorcio, solo hay un paso

José Ramón Felipe Condés,
abogado


Con más de 100.000 divorcios y separaciones judiciales anuales de media en España, la disolución del vínculo matrimonial es uno de los temas "top" en los despachos de abogados. Sea el divorcio notarial o judicial, el caso es que las parejas acaban por separarse, y es que de cada 10 matrimonios que se celebran en España, siete acaba en divorcio o, visto de otra forma, España es el quinto país en Europa donde más divorcios se producen, durando de media el matrimonio unos 16 años.

Lejos quedan aquellos años en los que para divorciarse uno debía decir los motivos, pues desde el año 2.005, con el gobierno socialista se pone en marcha el divorcio express, donde tan solo hacen falta 3 meses de casado para empezar una nueva vida de divorciado/a.

No obstante, las parejas, en función de la confianza que tengan con su abogado, muchas veces acaban confesando algo que para todo letrado es intrascendente, a saber, el motivo de su separación, pues cabe recordar que ni el juez ni el fiscal ni el notario, harán pregunta alguna sobre dicho parecer.

Con el paso de los años, este letrado ha escuchado de primera mano desde los motivos más peculiares para poner fin al vínculo matrimonial, como los más razonables. Veamos algunos ejemplos:

    1. Playstation. Pongámonos en situación, pareja con 3 hijos menores de 10 años, la madre, en casa para poder atender a la prole desde que sale el sol hasta que llega su marido. Acude el esposo al hogar y tras entrar por la puerta y saludar al entorno se cierra en su cuarto para echar un partida al God of War. Esta conducta repetida en el tiempo, solo tiene un desenlace posible verdad?

    2. Facebook y similares. Uno u otra, da igual, mantienen vida paralela en la red que, con el paso de los días pasa a ser de virtual a real. Viene a ser una infidelidad en toda regla que con la ayuda de la tecnología se tiene a enmascarar por un periodo más o menos prolongado. Pero como quiera que la curiosidad mató al gato, siempre uno/a busca donde no debe y encuentra lo que no quiere, o lo que es lo mismo, que su Manolo de toda la vida, en la red se llama Julito cuya foto sacada de google es tan falsa como su matrimonio. Consecuencia, tras horas y días de negación absoluta del hecho, las evidencias son tan palmarias que la cita con el letrado no puede esperar al lunes y requiere de llamada urgente un sábado a las 23:00 horas.

    Bien es cierto que este hecho se atenúa o agrava dependiendo de la edad del vínculo, siendo frecuente que en matrimonios no muy longevos, y tras noche de cama y sudor la cosa no vaya a mayores mientras que en las parejas de larga trayectoria marital no hay cama ni excusa que esto arregle.

    3. Los hijos. Ya se sabe, unos nacen al padre, otros a la madre y otros, es un misterio y como quiera que cada parte tiende a criarlos según los usos y costumbres de su familia, puede ocurrir que no exista punto de encuentro en el que coincidan voluntades parentales. Esta dicotomía, va pasando factura con los años, con la ayuda inestimable de parientes cercanos y no tanto, cuyo pasatiempo favorito es meterse donde no deben y ejercer de cerebros en la sombra de lo que acabará siendo una ruptura anunciada.

    4. Hastío. Cuando el demonio no tiene nada que hacer, mata moscas con el rabo. El tiempo acaba ejerciendo tal experiencia en las partes que acaban por ser auténticos videntes de su pareja. Tan solo hace falta un gesto, una mueca o un parpadeo para que uno aventure los pensamientos de su cónyuge. Ya no hay sorpresa, ya no hay tema de conversación, todo empieza y todo acaba. Cada día pasa a ser una repetición del anterior y lo mismo pasa con la semana, el mes y el año. Hasta el día de los enamorados para a ser el mayor farsante en una relación acabada. Solo un abogado tiene la solución para este mal.

    5. Miseria. Tienen cosa buena los tiempos de bonanza, pues toda tara o imperfección en el matrimonio es tapada a base de billetes o, como dicen los gallegos, de "cartos". Son la mejor anestesia para pecados capitales como los enumerados anteriormente y otros que por cuantiosos, no da tiempo a exponer. El problema es que como todo es  finito, la disminución de aquellos hace que los efectos del calmante se vayan evaporando. Gran tragedia se avecina si no se logra revertir la situación, pues ya se sabe, cuando la pobreza entra por la puerta, el amor salta por la ventana.


José Ramón Felipe Condés,
Número de artículos del autor 4
Posicionamiento en el ranking de contenidos 416

  • Comparte esta noticia en linkedin

Te recomendamos

  • Revista Derecho de Familia

    Revista Derecho de Familia

    Publicación que ofrece una visión completa sobre el Derecho de Familia incluyendo la doctrina, normativa y resoluciones judiciales de mayor actualidad, así como la solución a los casos prácticos que se le plantean día a día al profesional y especialista en esta disciplina.

Publica tus contenidos

Comparte opiniones, artículos y sentencias de actualidad con el resto de los profesionales del sector.

publicar | ¿Estás registrado?| Registrate

 
 

Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad. Antes de continuar por favor lea nuestra nueva Declaración de Privacidad. Además utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar