LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

01/12/2022. 17:36:10

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

¿Hasta que la muerte nos separe?

EFE

Justicia evitó 129 matrimonios de conveniencia en el primer trimestre de 2008

El Ministerio de Justicia evitó en los tres primeros meses de este año 129 matrimonios «blancos» o de conveniencia entre españoles y extranjeros ilegales que pretendían así obtener fraudulentamente la residencia o nacionalidad. Según el INE, 16.013 inmigrantes casados con un cónyuge español no conviven.

¿Hasta que la muerte nos separe?

Los matrimonios "blancos" son el método utilizado por algunos inmigrantes ilegales que se casan con españoles, en operaciones amañadas generalmente por mafias, en las que llegan a pagarse hasta 14.000 euros. Consiguen así la nacionalidad en el plazo de un año y automáticamente la residencia.
En 2007, se celebraron en España 4.219 enlaces mixtos, y se evitaron otros 449 (un 10%) por considerarlos de conveniencia, según datos del Ministerio de Justicia, que sin embargo no tiene estadísticas de este tipo de matrimonios detectados en España, sólo de los que en segunda instancia se han declarado fraudulentos.
La Dirección General de Registros y Notarías de ese Ministerio, ha establecido mecanismos de prevención en los Registros Civiles que permiten atajar en parte la picaresca y el fraude.
A través de entrevistas personales y por separado previas a la ceremonia, el juez y el fiscal del Registro Civil pueden concluir que los contrayentes no tienen voluntad de casarse sino de cometer un fraude, por lo que pueden negar la celebración del enlace mediante un auto.
Contra ese auto cabe recurso ante la Dirección General de Registros y Notarías, que en el primer trimestre de 2008 desestimó 129 y aceptó 41. Pero muchos de los autos no son recurridos.
Desde el año 2000, han llegado a esa dirección 3.279 recursos, de los cuales se han desestimado 1.845, es decir, se han evitado ese número de matrimonios fraudulentos, mientras que se aceptaron 1.434.


FRAUDE RELEVANTE

"Este asunto se controla cada vez mejor, con independencia de que pueda haber más casos porque hay más matrimonios", explica a EFE la directora general de Registros y Notarías, Pilar Blanco-Morales.
La primera Encuesta Nacional de Inmigrantes (ENI), presentada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística, refleja que de 2.365.237 inmigrantes casados, un 26,5% (626.684), es decir, uno de cada cuatro, lo hizo con un español, y de ellos 16.013 (2,6%) no conviven.
Esta última cifra incluye los matrimonios de conveniencia, que se casan sin intención de convivir, pero también los de aquellos que residen separados por cuestiones de trabajo o estudios.
Así lo explica a EFE Ignacio Duque, subdirector de Estadística de Población e Inmigración del INE, que añade a estos dos grupos "un modelo que se consolida en Europa, de no convivencia deseada, no obligada, lo que se conoce como 'living apart together' (LAT)".
"En el conjunto de los matrimonios mixtos el fraude es relevante aunque cada vez menos. Lo suficientemente relevante -dice Pilar Blanco-Morales, como para utilizar los mecanismos preventivos y represivos previstos".
Una instrucción de esa Dirección General de enero de 2006 establecía como orientación para deducir la simulación del matrimonio "el desconocimiento por parte de alguno o de los dos contrayentes de los datos personales o familiares básicos del otro y la inexistencia de relaciones previas entre los ellos".
Blanco-Morales se opone a "criminalizar" el matrimonio mixto porque muchos tienen legítimo derecho a hacerlo, ni lanzar mensajes "xenófobos" partiendo de una sospecha por tratarse de extranjeros.
"Lo que se pretende es el equilibrio entre velar por los derechos de las personas a contraer matrimonio y que no se comentan fraudes", afirma.
Y destaca que la instrucción de 2006 sustituye a otra de 1995, lo cual "es muy significativo -dice- porque los extranjeros en ese período no desaparecieron. Aquí hay quien se preocupa de hacer una política responsable y quienes no se ocuparon de hacer nada", en referencia a los Gobiernos del PP.
Los funcionarios de juzgados y registros civiles están actuando en general con diligencia -dice Blanco-, pero alerta sobre la tendencia de algunos curas que están casando a parejas sospechosas porque creen que su misión es "ejercer la caridad y no denegar un sacramento".


POR DINERO, POR AMOR … O POR PAPELES
¿Dónde está el delito a la hora de contraer un matrimonio de conveniencia?.
"Hay gente que se casa por dinero, otros por amor, y otros por papeles", afirma Jaime Nicolás, inspector jefe de la brigada de extranjeros de la Jefatura superior de Policía de Madrid.
La del matrimonio de conveniencia es una vía "muy eficaz, muy difícil de investigar, es muy difícil imputar a nadie", dice el inspector. "Todavía estoy por ver un tipo penal que castigue casarse por papeles".
"Pueden existir dos tipos de sanciones, -explica en este sentido Pilar Blanco-Morales-, la civil que conlleva impedir la celebración del matrimonio o anularlo si ya se ha producido en el extranjero, y la sanción penal en el caso de la comisión de un delito, como la usurpación de estado civil".
La falsedad documental fue la figura delictiva utilizada por la brigada de extranjeros de Madrid para destapar, desde mediados de 2006 y 2007, una treintena de matrimonios de conveniencia de otros tantos nigerianos con españolas en juzgados de Madrid, Alcalá de Henares y Fuenlabrada.
"El trabajo conjunto de registros civiles, policía y Asuntos Exteriores es lo que da resultado", según Jaime Nicolás.
Las mafias que se dedican a captar futuros cónyuges actúan en pequeños grupos y normalmente por el boca a boca, asegura el inspector. El que contacta es alguien que lleva tiempo en España, que regenta locutorios o peluquerías, que conoce gente. Buscan cónyuges españoles, normalmente gente necesitada de dinero rápido.
La vía de Internet donde proliferan anuncios en esta dirección, no es objeto de investigación por la Policía, aunque según Pilar Blanco-Morales, "detrás de esos anuncios están generalmente las mafias".
Las "tarifas" son variables. En la última operación policial registrada en Valencia y Tarragona el pasado 18 de abril, los organizadores cobraban ente 7.500 y 14.000 euros por enlace, según la Policía.
De ellos, pagaban entre 2.000 y 4.000 euros al español que se prestaba al matrimonio, 300 euros para los testigos, 60 para los recaderos y 200 para las personas que empadronaban en su casa al contrayente extranjero.

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.