LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

05/12/2022. 22:39:33

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Decadencia económica y crisis de valores

Doctor en Derecho Penal y graduado en Criminología

Juan Carlos Álvarez López

Ante el complejo contexto económico actual e inmersos en una crisis no sólo económica sino también de valores y principios, nos encontramos con la contradicción entre el diagnóstico de Bernanke, Presidente de la FED, acerca de que la recuperación se iniciaría en un año, y las declaraciones del FMI y el Banco Mundial en las que se ahondaba en la recesión económica.

Pienso, al igual que muchos expertos en la materia, que el falso optimismo es casi más dañino que el exceso de pesimismo, ya que los planes constituidos en un escenario irreal causan más daño que la constatación de no haber actuado en un entorno que resulta más favorable del previsto. No hace mucho se publicaba en los medios que la crisis económica se asomaba al precipicio ya que el PIB cayó el 2,5% en el primer trimestre, al mismo tiempo la bolsa experimenta subidas pero siempre muy inferiores a las bajadas, con un ejemplo práctico se verá más facil: si una acción vale 100 y cae el 50%, su precio quedará fijado en 50. Luego para recuperar el valor 100 tiene que subir, no el 50% que bajó, sino el 100% sobre su precio. Los analistas internacionales han dicho que la economía española tiene por delante un tramo extenso de sufrimiento y la morosidad real será una consecuencia inevitable, lo cual se traduce en problemas en la Banca.

En España nuestras entidades financieras han tenido menor involucración en los llamados activos tóxicos (subprime y otros), pero en la realidad nuestra economía es más endeble que otras por su dependencia del sector de la Construcción. Este sector de todos es conocido que emplea en exceso mano de obra de baja cualificación y con menor equipamiento tecnológico, eso unido a la menor entrada procedente del turismo nos aboca a un panorama muy negro.

El profesor Juan Velarde Fuentes, Premio Principe de Asturias de Ciencias Sociales y Catedrático de Estructura Económica y de Economía aplicada decía hace unos meses en una entrevista que esta crisis es el fracaso del modelo económico en que hemos basado nuestro crecimiento. El modelo de futuro tiene que estar basado en una actividad industrial y de servicios muy competitiva con la internacional, que permita tener unas balanzas exteriores saneadas, pero todo esto con el endeudamiento se va al fracaso. El profesor emérito hacía una reflexión sobre las Cajas de Ahorros diciendo que el sistema se había quedado obsoleto debido a la Intervención de los poderes públicos convirtiendolas en una especie de malas gestiones económicas.
Retomando el sector de la Construcción vemos como el suelo y la vivienda siguen y seguirán disminuyendo. La apuesta por los bajos tipos de interés y lo que nadie quiere o se atreve a decir que es la "corrupción urbanística" en muchos puntos de nuestro país ha hecho que ocurra en cierta medida lo ocurrido en Japón a otra escala. Todo este cúmulo de circunstancias ha hecho que el sistema financiero español quede muy afectado por no entender que la crisis inmobiliaria golpearía de manera inexorable.

En nuestro país la estructura económica no es como en otros países de nuestro entorno, y nuestra inflación al ser estructural hace que el IPC sea superior al del resto de la zona euro por lo que se reduce la competitividad. Luego por lo que se refiere a las Administraciones Públicas, con su enorme endeudamiento plantean un gran debate en tema de política económica debido a que por un lado están viendo decrecer sus ingresos procedentes de la Construcción y del sector inmobiliario y por otro lado deben cantidades enormes de dinero a sus proveedores, lo cual plantea un serio problema que de la única forma que se podría solucionar sería reorganizando absolutamente todo. Si hechamos la vista atrás, de la crisis de 1929 se comenzó claramente a salir en 1947 y todavía hoy hay paises que no han podido superarla como Argentina.

En cualquier caso es obvio y evidente que si continua la presente inacción podemos encontrarnos con decenios de decadencia, que traerá consigo un freno de la actividad económica, con paro, quiebra de empresas y desánimo general. En esta crisis también se está poniendo de manifiesto la enorme dependencia económica que tenemos con la recursos energéticos y la única salida para todo esto pienso que es la energía nuclear que como decía Kindleberger para tener desarrollo hay que utilizar una energía abundante, barata y de buena calidad.

Y algún lector se preguntará: ¿ Y donde está la crisis de valores?, pues la crisis de valores está en dejarse guiar por tendencias, modas y snobismos que basandose en una falsa necesidad de bienes han metido a está sociedad en creerse que el estado del bienestar está en tener y poseer cuantas más cosas mejor y sobre todo en vender una falsa imagen de lo que es triunfar en la vida en el menor tiempo posible y a costa de cualquier cosa. Todo esto ha metido ha muchas familias en un laberinto infernal en donde unos pocos se han enriquecido durante muchos años a costa de la ignorancia del resto. Con lo cual lo que ahora tenemos es un empobrecimiento general de la sociedad tanto a nivel material como de valores y principios porque el espejo en el que nos hemos reflejado proyectaba una imagen irreal y distorsionada.

Pero como el hombre a lo largo de la historia ha demostrado que no aprende de sus propios errores, este ciclo tardará años en pasar, dejará muchos "cadáveres" por el camino y cuando nos hayamos olvidado de todo, volveremos a cometer los mismos errores.

"Locupletari Cum Aliena Iactura Non Debet Qui Causam Non Lucrativam Habet" (No debe enriquecerse en detrimento ajeno el que no tiene causa de lucro).

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.