LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

31/01/2023. 00:55:01

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Se condena a una clínica por no avisar a la paciente de los riesgos al implantarle prótesis mamarias

Reclamador.es compañía online de servicios legales ha conseguido una importante sentencia en el Juzgado de Primera Instancia Nº3 de Alicante. En este caso, la paciente, defendida en los tribunales por reclamador.es, contrató con una famosa clínica de cirugía estética un tratamiento para la colocación de unos implantes mamarios. Estos implantes, las llamadas prótesis PIP, sufrieron una rotura, riesgo que junto con otros más, fue advertido por la AEMPS en su publicación de fecha de 31 de marzo de 2010, en la que se pedía que se siguiera un protocolo determinado con aquellas pacientes que fueran portadoras de las prótesis. La paciente, en este caso, no fue informada de los riesgos de rotura de estas prótesis PIP lo que le ocasionó, así lo considera el juez en su sentencia, un importante daño moral dadas las informaciones que circulaban sobre estas prótesis y de las que no fue informada. Situación que, además, conllevo a la paciente a pasar nuevamente por quirófano para retirar dichas prótesis.

Lucía Ramírez, abogada de reclamador.es, explica a continuación el caso. “En nuestra demanda defendíamos en primer lugar, la existencia de una infracción de la lex artis al no haber emitido la paciente el consentimiento informado sobre los riesgos de rotura de las prótesis y, en segundo lugar, un deficiente seguimiento de la paciente a raíz de la publicación por la AEMPS en fecha de 31 de marzo de 2010 sobre el cese de implantación de ese tipo de prótesis PIP que fue completada en septiembre de 2010 en la que se recomendaba seguir las instrucciones establecidas por el cirujano que las implantó”.

Como señala la sentencia, “Por ello a pesar de las manifestaciones del perito de que la duración de los implantes mamarios no es eterna, dicho extremo no fue objeto de información para la paciente, ni de las consecuencias en caso de rotura, causándole una desazón lógica al pensar que los productos que conforman la prótesis pudieran causarle un daño añadido, dadas las informaciones circulantes relativas a los implantes PIP. Todo ello ha ocasionado un daño moral a la demandante, que se ha visto en la necesidad de someterse a una operación quirúrgica más, con el peligro que en sí mismo entrañan, debido a los riesgos derivados de la implantación de prótesis mamarias de los que no había sido convenientemente informada.”

La sentencia, que ha sido dictada por el Juzgado de Primera Instancia Nº 3 de Alicante, ha condenado a la clínica al pago de la segunda intervención para la retirada de las prótesis, así como de 4 puntos de secuela por estrés postraumático por la situación por la que tuvo que atravesar como consecuencia de todo ello, haciendo un total de 7132,33 euros más intereses y las costas del procedimiento. Esta sentencia es recurrible en apelación, por lo que tendremos que esperar unos días hasta saber si la Clínica acata o no la misma.

¿Quiere leer la sentencia?

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.