LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Thomson Reuters, por y para abogados

06/10/2022. 05:31:44

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Con ‘blockchain’ la confianza no está en un tercero, está en la propia Red

Abogado.
Fundador de Law&Trends
Consultor de Social Media @fbiurrun

El uso de las nuevas tecnologías por los abogados es lo que marcará la diferenciación de los despachos El término smart contract, ni son contratos, ni son inteligentes

Uno de los temas de debate del I Congreso Legaltech, fue sobre el futuro del Legaltech en España. En la mesa, Eva Bruch (co-fundadora de MoreThanLaw), Alejandro Sánchez del Campo, (abogado y fundador de Replicante Legal) y Alejandro Gómez De la Cruz (abogado especializado en blockchain y contratos inteligentes en Grant Thornton Blockchain Lab).

Internet

Pueden imaginar que palabras como inteligencia artificial, bitcoin, blockchain, smart contracts, startups, innovación… corrieron en la conversación de los ponentes y, si se me permite resumir en dos frases lo que allí se dijo, es que el uso de las nuevas tecnologías por los abogados es lo que marcará la diferenciación de los despachos, teniendo en cuenta que el precio no será una barrera.

Pero si me tengo que quedar con una reflexión, es la que pronunció nuestro invitado en el presente artículo, Alejandro Gómez de la Cruz, cuando remarcó que: "vivimos un momento en que las organizaciones no son innovadoras, lo son las personas dentro de las organizaciones, de los despachos".

En su exposición recalcó en varias ocasiones la necesidad de incorporar a los despachos de abogados perfiles innovadores, no sólo juristas, sino de otros perfiles técnicos, coincidiendo al exponer su experiencia en el desarrollo de blockchain que está llevando en su despacho, Grant Thornton, con una reflexión que recogíamos en esta sección hace unos meses desde la dirección de Hogan Lovells en Nueva York, en la necesidad de formar equipos mixtos de juristas y técnicos que tiendan a converger en un lenguaje común de trabajo.

Hablar de blockchain, para los más profanos, puede ser una novedad, por ello y, dado que es un término cada día más presente en nuestro entorno, no quería desperdiciar la presencia y la experiencia de Alejandro Gómez de la Cruz, para poner algo de luz en este concepto.

Intervinientes sin necesidad de confianza ni de intermediarios

Blockchain, nos cuenta Gómez de la Cruz, "nació para dar vida a Bitcoin. Sin embargo, como casi todo en este mundo, la tecnología ha evolucionado, dando lugar a otras plataformas y, con ello, a otras funciones". Una definición que nos acerca al concepto, en entender que "Blockchain es una tecnología que permite intercambiar valor o interactuar entre dos o más intervinientes sin necesidad de confianza ni de intermediarios", concluye Alejandro.

Dejando claro que las partes pueden actuar sin intermediarios, ¿dónde está la confianza? Si no tengo que confiar, mi confianza en un tercero ¿dónde la deposito? "Aquí es preciso-recalca nuestro interlocutor- dejar claro que, cuando operamos en una blockchain, sí necesitamos confianza, con la particularidad de que no la depositamos en un tercero en particular, sino en la propia red, en la tecnología que subyace". Pero, ¿quién va a ser ese tercero, un notario virtual?

Como bien nos apunta Alejandro, no hablamos de notarios, pero sí de certificadores, una red de certificadores, las validaciones de las transacciones van a seguir realizándose, aunque salgan algunos de estos nodos de la Red o entren otros nuevos.

Y si todavía nos quedan dudas de lo que es blockchain, Alejandro Gómez de la Cruz recurre a una analogía bastante burda, pero a la vez bastante gráfica. "Ante la pregunta: ¿Cómo puede una red descentralizada funcionar sin un administrador, árbitro o cabeza visible y que aun así las reglas se sigan acatando? Y aquí es donde suelo recurrir al ejemplo con el juego del parchís".

Blockchain funcionaría de forma similar a una partida de parchís. Existen unas reglas públicas y prefijadas que van a regir la forma en la que van a interactuar los cuatro jugadores). Dicen las reglas que, si obtengo un 3, por ejemplo, avanzo 3 casillas. Así, si saco un 3 y muevo 4 casillas, al ser un movimiento visible por toda la red (los 3 restantes jugadores), invalidarán la transacción".

Utilidades del blockchain

Es de agradecer el esfuerzo que está haciendo Alejandro para ayudarnos a entender que es blockchain, así que le proponemos un nuevo reto que es que nos explique para qué sirve blockchain. Para ello, nos pone tres ejemplos de uso de esta tecnología:

Un primer uso es como certificación inmutable de información. "Blockchain, entre otras cosas, es un libro contable replicado y distribuido en miles de ordenadores, la información vertida en él deviene prácticamente (la ciberseguridad absoluta no existe) imborrable, dado que para eliminar un ítem de información tendría que eliminarlo de cada uno de esos miles de ordenadores", concluye Alejandro.

En segundo lugar, blockchain sirve como creación e intercambio de tokens de un punto a otro sin intermediarios. "Blockchain fue concebida para dar vida a una criptomoneda. Pero su constante desarrollo ha dado lugar a otras blockchains, como Ethereum, que permite, además de transmitir su criptodivisa base, el Ether, crear otras tantas series de representaciones de valor dentro de la red a las que llamamos tokens. Estos tokens son fichas a las que se les puede asociar un valor".

También sirve para programar y dotar de inteligencia de negocio a estos activos bajo principio de neutralidad. "Esta resulta la parte más compleja, pero la más interesante de blockchain, en opinión de Alejandro Gómez de la Cruz. Desde la aparición de Ethereum, estos "certificadores", además de validar transacciones con divisas, pueden validar ejecuciones de líneas de código, como las que hacen funcionar las aplicaciones de tu móvil o los programas de tu ordenador. Esto sirve para crear aplicaciones descentralizadas que es lo que se ha denominado smart contract". 

Pero que el término smart contract no nos lleve a confusión, dado que, como nos explica Alejandro, "en resumidas cuentas, ni son contratos, ni son inteligentes. Podríamos definir los smart contracts como herramientas que nos permiten ejecutar de forma descentralizada, automática e independiente aquellos términos de un contrato que respondan a una lógica puramente booleana, es decir, a «if(s)" y "then(s)»."

Si quieres disponer de toda la información y la opinión jurídica para estar al día, no pierdas
de vista a Actualidad Jurídica Aranzadi

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.

RECOMENDAMOS