LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

09/12/2022. 03:51:14

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

El plan de alimentación escolar (P.A.E) una paradoja jurídica y nutricional

Jurista y experto en ciencias sociales, egresado de la Universidad Libre de Colombia, articulista en revistas y magazine

La alimentación de los niños, niñas y adolecentes del mundo, ha sido una de las problemáticas mas complejas y menos atendida, siendo la desnutrición una de las mayores causas de muertes en menores de edad y cuando no los mata los enferma de manera grave. Este problema se ha manifestado de manera muy evidente en dos continentes como el africano y en el americano (Centro y Sur América), la O.N.U tiene en sus objetivos el programa de hambre cero para el año 2030, como todos sabemos lo que significa la Organización de Naciones Unidas que es el perro que ladra, pero no muerde, dice ayudar, pero solamente da paños de agua tibia que no solucionan ni el 1% del problema. Hare una breve mención sobre dos contenientes como África y América debido a su problema alimentario en los menores y también lo hago porque es un espejo a la situación de hambruna infantil que se vive en Colombia y sobre el programa o Plan de Alimentación Escolar que se le brinda a los niños, niñas y adolecentes en las instituciones educativas.

Sobre África

Teniendo en cuenta los datos de Save the Children una organización no gubernamental internacional. “En África mas de 1,5 millones de niños están en riesgo de morir por desnutrición, en solo cuatro países del continente como Sudan del Sur, Somalia, Nigeria y Yemen”. Con esto los políticos corruptos de África se excusan en la pandemia y conflictos internos o externos como un detonante a la creciente desnutrición de sus menores. Los menores con malnutrición y desnutrición aguda ascienden a 15 millones. Es un continente condenado al maltrato, aprovechamiento y olvido del mundo, todo por unos cuantos que subastan al mejor postor la riqueza de cada Estado, no salvaguardando una soberanía alimentaria, que como Estado tiene el deber legal y constitucional de velar por la dignidad humana de sus ciudadanos y como sujetos de protección especial como son los menores, se debería de tener como principal objetivo acabar el hambre en los niños, esto se les olvida, así como se les olvido cuando el continente fue repartido por las potencias del mundo.

Sobre América

En América, especialmente en centro, sur y el caribe, sufren el flagelo del hambre en la niñez, algo que es preocupante en sus estadísticas que anuncia el Foro Mundial de Alimentación, anuncia que en desnutrición hay de 5 a 7 millones de niños y con problemas de inanición hay 2 millones de niños son datos aproximados porque podrían ser mas niños en esos estados. Es cierto que la mayor parte de este problema lo llevan los niños indígenas y los niños ubicados en las zonas rurales de cada país, según las estadísticas de la F.A.O si hacemos un top 5 en la cantidad de niños en desnutrición por país el primer lugar lo tendría México, Guatemala, Colombia, Ecuador y Perú. Es muy difícil encontrar datos viables sobre este tema en estas organizaciones internacionales pertenecientes a la O.N.U u otras O.N.G que están a servicio de la mentira y ocultación de las verdaderas cifras de sus investigaciones y los datos que los Estados proporcionan.

En Colombia en especial

Colombia un país lleno de pobreza y hambre, país con cantidades inmensas de tierras fértiles, donde se pensaría que la seguridad alimentaria para los niños esta asegurada. Colombia un país tan desigual, pero el problema de la alimentación de los niños parece no tener repercusión en la sociedad, solo se mira como una situación mas de las muchas que vive el país, donde los gobiernos que han pasado por el poder no han resuelto nada. Existe el Plan de Alimentación Escolar mas conocido por sus siglas P.A.E, es un programa del Estado de la mano del Ministerio de Educación, este plan consiste en suministrar alimentos con el supuesto objetivo de aportar a la nutrición integral de los niños, niñas y adolecentes. A lo largo de la historia de este Plan de Alimentación Escolar se ha visto muy manchada de corrupción por parte del Bienestar Familiar que es un órgano del estado y por parte de las administraciones locales y departamentales. Según las estadísticas en Colombia hay en desnutrición alrededor de 1 millón de niños, esta desnutrición se centra en la costa atlántica colombiana, especialmente en la zona de la Guajira y como se menciono anteriormente la desnutrición se concentra en los niños indígenas como en la comunidad Wayuu y en zonas no rurales, siendo la desnutrición la causa de 41 muertes en niños de esta zona, este plan de alimentación escolar presenta fallas en:

  1. Incumplimiento del contratista, de modo que no proporcionan la comida a los niños.
  2. En caso tal cumplieran, no cumple con la dieta que demanda el desarrollo de los niños; en caso de almuerzo sirven un pan pequeño con un vaso de un suplemento o una simple agua de panela o sirven cantidades miserables de carbohidratos y proteína. Que para la publicidad del supuesto cumplimiento llenan 4 platos y ponen a 4 niños a modelar con el plato.
  3. El contratista le proporciona alimentos a los niños en estado de descomposición o vencidos.
  4. El contratista es amigo de la entidad local o departamental.
  5. El rector y los demás miembros directivos de las instituciones echan manos de aquellos recursos con el contratista.

Son muchos otros los problemas que se podría mencionar en el desarrollo del plan de alimentación escolar. Recuerdo que en el colegio que yo estudie en el municipio de Soledad – Atlántico, por ejemplo, se le vendían los almuerzos y las meriendas a los niños, lo digo con certeza porque yo compraba esos almuerzos, porque no tenia conocimiento de que era un programa del gobierno nacional para la alimentación de los niños. Además, que ya se tienen muchos problemas de desnutrición en nuestra niñez, estos programas no parecen ayudar si no que empeoran.

En la Guajira, especialmente en la comunidad Wayuu infantil, se sufre el olvido institucional. Tienen hambre, no tienen educación, no tienen agua. El plan de alimentación escolar allá es casi inexistente y cuando llega un poco, esta manchada de la corrupción.

En lo Jurídico

En nuestro ordenamiento jurídico piramidal, los niños, niñas y adolecentes son sujetos de protección especial y en la Constitución de 1991 en su articulo 44 manifiesta que “Son derechos fundamentales de los niños: la vida, la integridad física, la salud y la seguridad social, la alimentación equilibrada, su nombre y nacionalidad, tener una familia y no ser separados de ella, el cuidado y amor, la educación y la cultura, la recreación y la libre expresión de su opinión”. Con el mandato constitucional en el que se resalta la alimentación equilibrada como derecho fundamental de los niños, por lo que es responsabilidad del Estado velar para que los niños tengan esa alimentación, esto Estado lo hace a través del Plan de Alimentación Escolar. En lo que interviene la contratación estatal  bajo el marco jurídico de la ley 80 de 1993, que es la ley que expide el estatuto general de contratación de la administración publica, por lo que la empresa que desee licitar con el estado, para ser el contratista que desarrolle el P.A.E, puede hacerlo. Con esta misma normativa viene los problema jurídico que hacen que esta ley este de adorno y que solo sea una fachada burocrática, para no incurrir en acto delictivos tipificados en el código penal como el peculado, la concusión, cohecho, la celebración indebida de contratos, el tráfico de influencias o el prevaricato. Que los encargados en la administración se saltan y si llegan a ser investigados salen invictos con una preclusión o archivo en la fiscalía compinche de estos ilícitos.

En la contratación estatal, se tiene por regla general que los contratos que celebre la administración con un privado deben darse por licitación, es el deber ser para llevar una contratación trasparente y de meritocracia, que alguien preparado, con la experiencia y con capacidad tanto económica como de talento humano se encarguen de la administración del Plan de Alimentación Escolar, pero vemos que esto no se cumple y se le adjudica el contrato al amigo del alcalde o del gobernador, que no cumplen con los requisitos pero de todos modos, se da para que los actos de corrupción brillen, sin que un veedor vele por los intereses de los niños, el reto del nuevo gobierno es entablar un nuevo modelo en la contratación del P.A.E, como lo seria que desde el ministerio de educación haya un equipo por cada departamento de Colombia que se encarguen de:

Primero: Convocar una licitación donde estén los mejores contratistas, que en sus expedientes no exista sanción de ningún tipo en sus anteriores contratos con el Estado.

Segundo: Cada equipo departamental este acompañado por un equipo de la contraloría especializado en la contratación del desarrollo del Plan de Alimentación Escolar, con el fin de ejercer estricta vigilancia del cumplimiento de este programa.

Tercero: Cuando se trate de una comunidad de minorías como por ejemplo la comunidad Wayuu el Plan de Alimentación Escolar, no solo se quede dentro en la institución, sino que se le provee a los niños un complemento alimentario para el consumo en su casa, como meriendas, frutas, debidas multivitamínicas. Entre otros alimentos.

Existen muchas formas de mejorar el programa de alimentación de los menores de edad, que el Estado tiene la capacidad para solventar y proveer de manera correcta los alimentos a nuestros niños.

Por ultimo el legislador debe trabajar para corregir el desorden normativo que hay acerca del Plan de Alimentación Escolar, hacer un ley que agrupe y englobe a toda la normativa dispersa que hay, todo esto por la importancia del tema y por la impotencia de a quien va dirigido este plan.

Referente a la Nutrición

Según el Consejo Argentino sobre Seguridad de Alimentos y Nutrición. “Una alimentación saludable en los niños es aquella que proporciona la energía y los nutrientes necesarios, y adecuados de acuerdo a la edad y al género, para promover un crecimiento adecuado y un correcto desarrollo físico e intelectual y que, a su vez, contribuya a mantener una buena salud.” Con los siguientes alimentos que se le deben brindar a los niños y adolecentes para su correcta alimentación:

  • Verduras y frutas (de todo tipo y color): son fuente principal de vitaminas (C y A, entre otras), de fibra y de minerales (potasio y magnesio, entre otros).
  • Legumbres (arvejas, garbanzos, lentejas, porotos, soja), cereales preferentemente integrales (arroz, avena, cebada, maíz, trigo), sus derivados (harinas y productos elaborados con ellas: fideos, pan, galletitas, etc.) y papa, batata, choclo y mandioca: son fuente principal de hidratos de carbono y de fibra.
  • Leche, yogur y queso (preferentemente descremados): aportan proteínas de alto valor (completas) y son fuente principal de calcio y vitaminas A y D.
  • Carnes (sin grasa visible) y huevos: aportan las mejores proteínas y son fuente principal de hierro. Este grupo incluye a todas las carnes comestibles (de animales, aves de crianza o de caza y pescados y frutos de mar) y a los huevos de todas las aves.
  • Aceites, frutas secas y semillas: son fuente principal de energía y de vitamina E. Los aceites crudos, junto con las frutas secas y las semillas, aportan grasas indispensables para la vida.
  • Dulces y grasas: dan energía y son agradables por su sabor, pero no ofrecen sustancias nutritivas indispensables. Se consideran alimentos de consumo opcional, no diario.

Esto es lo que debería contener cada plato del Plan de Alimentación Escolar en todo el país, sin distinguir regiones o ciudades, cuando los niños, niñas y adolecentes de verdad se alimenten como debe ser se va a ver cambios en las cifras de desnutrición y muertes por esta. Es mi deseo junto a que llegue el alimento y el agua al departamento de la Guajira y que los niños Wayuu puedan tener un desarrollo integral.

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.