LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

12/07/2024. 14:29:38

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Prisión para el asesino de un vigilante de la pista de hielo de Alcalá

Legal Today

Incluye la sentencia

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha confirmado la condena de diez años de prisión impuesta por la Audiencia Provincial de Madrid a Francisco Javier A.C. por asesinar el 1 de enero de 2007 a un vigilante de la pista de hielo de Alcalá de Henares, quien murió desangrado en los brazos de su mujer a consecuencia de las dos puñaladas que recibió de su agresor.

Una mano sosteniendo un cuchillo en alto.

El Alto Tribunal desestima el recurso de casación interpuesto por la acusación particular, que representa a la esposa del fallecido, contra la resolución que condenó en julio de 2009 a Francisco Javier A.C. por un delito de homicidio.

La Audiencia de Madrid absolvió al Policía Antonio T.C. del delito de denegación de auxilio del que había sido acusado, al igual que exoneró al Ayuntamiento de Alcalá de Henares como responsable civil de los hechos ocurridos.

El Supremo rechaza que la actuación del homicida fuera alevosa, como sostiene la familia, puesto que no fue "sorpresiva o traicionera". "La agresión es mutua; entre ambos se inicia por el fallecido; se produce en el marco de un enfrentamiento de éste con un grupo de jóvenes, y entre agredido y agresor se desarrolla estando armado uno de ellos con un palo de hockey y el otro con una navaja", recoge el fallo.

Asimismo, se muestra contrario a apreciar la agravante de abuso de superioridad, ya que "el fallecido estaba armado con un palo contundente, lo que le permitía una defensa eficaz, y además, según se argumenta en la sentencia, se trataba de una persona corpulenta".

"Ningún elemento, pues, revela una desproporción de fuerzas entre ambos contendientes que pueda ser relevante a los efectos de establecer una situación de superioridad de la que luego se hubiera abusado", concluye.

HECHOS PROBADOS

La Audiencia de Madrid consideró probado que ese día alrededor de las 7 horas Francisco Javier A. de la C., acompañado de su novia, y unos doce amigos acudieron a la pista de hielo instalada en la Plaza de Cervantes, portando palos de madera y una barra de hielo.

Grancea, que trabajaba de vigilante en la pista, inició una discusión con el grupo de jóvenes, en cuyo transcurso sacó una navaja que portaba en el bolsillo, de unos 9,8 centímetros de longitud y entre 26 y 27 milímetros. Con ánimo de acabar con su vida, asestó a Ioan G. dos puñaladas, una en la cara anterior del hemitórax izquierdo, a la altura del pecho y otra en la cara posterior, cayendo al suelo y comenzando a sangrar.

Entretanto, el agente Antonio T.C. se encontraba en el interior del Ayuntamiento de Alcalá, situado a unos 20 ó 30 metros de la pista de hielo. Una de las empleadas del servicio de limpieza alertó al Policía de lo que estaba sucediendo. Tras observar la pelea, el agente decidió no intervenir, ignorando los gritos que lanzaba la mujer de la víctima. Después de que el agente le dijera que no iba a intervenir, la limpiadora llamó a la Policía Nacional.

Momentos más tarde se personó una patrulla de la Policía Nacional, otra de la Policía Local y una ambulancia. La víctima falleció a las 7.30 horas como consecuencia de un shock hipovolémico producido por dos heridas de arma blanca en hemotórax izquierdo, con afectación cardiaca y pulmonar, provocándole un fallo multiorgánico.

Tras el crimen, el procesado se deshizo de la navaja utilizada en la agresión, arrojándola al cauce del río Henares. Agentes de la Guardia Civil intervinieron el arma homicida diez días después. Desde el 2 de enero de ese año, el presunto homicida permanece en prisión preventiva en la cárcel de Alcalá Meco.

¿Quiere leer la sentencia?

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.