LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Thomson Reuters, por y para abogados

12/08/2022. 13:36:47

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Hacienda goza de una buena imagen

Legal Today

Un 57% de los españoles -según datos del Instituto de Estudios Fiscales-, considera que la oferta pública de servicios y prestaciones ha mejorado en los últimos cinco años. Por lo que respecta al cumplimiento de las obligaciones tributarias, se quejan del galimatías que supone la normativa y todas sus variantes.

A pesar de la crisis económica, y la creciente presión fiscal que soportan los españoles, la Administración Tributaria tiene una buena imagen en la ciudadanía. Así se desprende del documento “Opiniones y actitudes fiscales de los españoles en 2008” (Barómetro Fiscal), elaborado por el Instituto de Estudios Fiscales y hecho público hoy mismo. En 2008, y en comparación con años anteriores, los servicios sanitarios, las infraestructuras y los transportes públicos han sido utilizados por una proporción mayor de hogares españoles.

Hacienda goza de una buena imagen

El acceso universal a la oferta pública de servicios y prestaciones es uno de los aspectos mejor valorados. Por otra parte, una mayoría está de acuerdo en que aún existe margen de mejora en estos servicios, aunque el porcentaje del bienio 2007-2008 es el menor de los últimos años, pasando de un 79% en 2002 a un 63% en 2007 y 2008.

Respecto al sistema fiscal español comparado con el resto de países europeos, por quinto año consecutivo, las proporciones de quienes piensan que nuestra relación de intercambio fiscal es similar, o incluso mejor, a la del resto de europeos, supera la de los que opinan lo contrario. 

Comportamiento fiscal de los contribuyentes

En relación con el cumplimiento fiscal, los ciudadanos entrevistados expresan una opinión polarizada, con un ligero predominio de quienes consideran que el pago de los impuestos ha mejorado en la última década respecto a los que opinan lo contrario. 

Paralelamente, existe también cierta polarización con respecto al fraude: es superior la proporción de quienes creen que el fraude fiscal ha aumentado en los últimos diez años frente a quienes sostienen lo contrario. 

No obstante, se mantiene en 2008 la imagen dual que subyace a las percepciones relativas a la conducta fiscal. La corrección en el comportamiento tributario parece repartirse de manera desigual entre los distintos grupos de contribuyentes, donde destacan dos extremos: la mayor honestidad se atribuye a los asalariados, frente a la menor honestidad atribuida a los empresarios.

Según los encuestados en 2008, las causas principales por las que persiste el fraude fiscal en nuestro país son la impunidad de los defraudadores, así como la falta de honradez y de conciencia cívica de los contribuyentes.

Según estos mismos ciudadanos, mantener actividades económicas ocultas a Hacienda y a la Seguridad Social es el tipo de fraude más perjudicial para la sociedad en su conjunto. 

Dos tercios de la población encuestada en 2008 no encuentran justificación alguna para el fraude fiscal, frente a otro tercio que justifica de algún modo la conducta defraudadora.

Imagen corporativa de la Hacienda Pública

A pesar de los avances en el cumplimiento tributario, la opinión pública continúa insistiendo en que encuentra dificultades para comprender la normativa fiscal y para cumplimentar las declaraciones tributarias. De este modo, continúa siendo minoritaria la proporción de contribuyentes que cumplimentan por sí mismos las declaraciones tributarias y que, por tanto, recurren a las distintas modalidades de ayuda externa.

Los servicios de la Agencia Tributaria son ampliamente conocidos por los ciudadanos y utilizados por los contribuyentes. Además, entre los ciudadanos que conocen la existencia de dichos servicios, predomina una imagen claramente positiva de la capacidad que tienen para resolver los problemas de los contribuyentes. La opinión sobre los funcionarios de la Agencia Tributaria se ha obtenido mediante la evaluación de cuatro cualidades vinculadas al desempeño de su tarea: imparcialidad, preparación técnica, trato correcto y preocupación por los problemas del contribuyente. Igual que en años anteriores, el resultado de la encuesta de 2008 refleja una valoración positiva de todas las cualidades sometidas a evaluación. Se trata de unos servicios eficaces, atendidos por funcionarios que, si bien se muestran algo rígidos a la hora de hacerse cargo de los problemas de los contribuyentes, están bien preparados para realizar su tarea y son correctos e imparciales en su trato con los ciudadanos. 

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.