LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

20/07/2024. 02:31:39

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Blog de Snacks Tech & Lex

Justicia, de vez en cuando

Javier Vilches

Socio fundador de Avezalia, firma especializada en el asesoramiento jurídico integral TIC

Justicia, de vez en cuando

En un anterior post, de nombre "Fe ciega", hicimos crítica (negativa) de un Juzgado de una pequeña localidad, de la que nos ahorramos decir su nombre para no hacer más sangre, como se suele decir vulgarmente. Como dijimos en dicho post, nos habían desestimado una denuncia que interpusimos por un supuesto delito de injurias vertido en un foro de Internet. Refresquemos la memoria.  

En el asunto en cuestión, no teníamos el nombre del denunciado, solo su IP, que es a un ordenador como la matricula a un coche: sabemos su propietario, pero no quien lo coge (al menos el campo de búsqueda queda delimitado, lo que facilita la búsqueda). Todos sabemos que el trámite normal en un asunto de injurias o calumnias es la interposición de querella, pero también sabemos que para interponer la querella tenemos que tener un querellado. Pues bien, no lo teníamos, solo poseemos su IP, pero a través de ella, por medio de unos cauces de investigación que ofrecíamos al juzgador, podría determinarse su identidad. Por ese motivo interpusimos denuncia, para instar del Juzgado una labor de averiguación para la identificación del sujeto infractor. La jueza, ni corta ni perezosa, decía que no había querella ni autor conocido, y lo peor de todo es que el Ministerio Fiscal apoyaba la misma postura que la jueza, el garante del cumplimiento de la Ley. Ahora quien le dice al cliente que tiene que pagarle el sueldo, porque al fin y al cabo, el del juez podrá estar más o menos justificado (todos nos equivocamos), pero lo del Ministerio Fiscal no tiene nombre.

Querida jueza: interpusimos denuncia, con una nítida descripción de los hechos (como bien dice la Audiencia Provincial de Huelva), indicando las medidas a adoptar para proceder a la averiguación del autor y, lo que es más importante, con anuncio de interposición de querella con identificación del querellado una vez fuera posible, porque es el único medio procesal oportuno para tal fin, y la única manera de instar a la Justicia para que haga lo que su nombre significa: dar derecho, razón, equidad. Como bien dice la Audiencia, "de otro modo difícilmente podría el que se muestra ofendido pretender dirigir acusación contra su ofensor".

Y a ti, Ministerio Fiscal, también te pega un tirón de orejas la Audiencia, estimando improcedente tu participación. Te has querido meter en los charcos hasta en el mes de agosto, y te ha salido rana la jugada. No olvides que la parte que representamos es el ofendido. Aun no entendemos porque dijiste que las acusaciones vertidas en el foro de Internet en cuestión no tenían entidad suficiente. ¿Acaso no te molestaría que te acusaran de un delito que no has cometido? Y por favor, debes reciclarte y estar al día en Nuevas Tecnologías, saber lo que es una IP, y sobre todo que Internet es un medio publicitario con igual repercusión o más que pueda tener cualquier otro medio de difusión. Y si tú, que eres el garante del cumplimiento de la Ley, consideras que Internet es algo que usan unos pocos, flaco favor haces a la sociedad, pues hay que poner coto a las actividades ilícitas que se producen a través de la Red, cada vez más, pues mayores son sus usuarios. No los animemos a seguir delinquiendo apoyándose en el supuesto anonimato de una IP.

Ahora volverán los autos como las oscuras golondrinas, a ese Juzgado Mixto, seguramente saturado de expedientes, tantos que no dará tiempo ni a estudiarlo. Y esa denuncia por injurias, de la que debes realizar los medios de averiguación que te solicitamos, y conseguir la identidad del injuriante, pues así te lo ordena la Audiencia Provincial de Huelva. Y seguro que ahora vendrá una lucha aun mayor que la averiguación del sujeto infractor (que es mero trámite): la lucha de mantener viva la denuncia y no dejarla olvidada entre la montaña de expedientes existente (¡Ay Agencia Española de Protección de Datos! Si actuaras de oficio por estos lares, no dejarías títere con cabeza!!). Veremos cómo termina todo. Os mantendremos informados.

¿Quiere leer otros post del Blog de Snacks Tech & Lex?

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.