LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

21/04/2024. 06:26:55

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Los “RENTISTAS” pagan menos: ¿avance inevitable, o retroceso reaccionario?

Coordinador de la revista Quincena Fiscal

Los “RENTISTAS” pagan menos: ¿avance inevitable, o retroceso reaccionario?

Cuando se aprobó la última versión de la Ley del IRPF tuve la ocasión de escuchar a distintos personajes relevantes, servidores de nuestra Hacienda Pública, defender la necesidad de ordenar la tributación de las rentas del capital: la situación vigente era un caos, y “tocaba” poner orden y simplificar.

Además, el modelo estaba claro: tipo fijo, que supone orden, y bajo, porque hay que fomentar el ahorro. Bien, ¡pues vale! Por lo pronto, habría que preguntarse si sigue conviniendo "fomentar el ahorro", en esta "pedazo crisis de confianza".

Hace pocas fechas pude escuchar cómo se calificaba con rotundidad a esta medida como un "auténtico retroceso reaccionario", ampliando el calificativo para algunas otras cosas de la propia Ley del IRPF de 2006. Quien lo decía no era "ningún reaccionario antipatriota". Y también cómo se sentenciaba lo "inconcebible" que resultaba que estas medidas "pasasen sin más", sin debate ni contestación por una sociedad cloroformizada por los 2.500 euros de ayuda a los padres, o los 400 euros que "dizque nos van a pagar" a los trabajadores (que éstas son medidas para "dar de comer aparte").

Y yo añado, por ej., que a continuación, todos aplaudimos que se suprima el Impuesto sobre el Patrimonio. ¡Pues qué bien! El empleado cualificado, el profesional solvente, el empresario con iniciativa, venga al 43 por 100, pero el del "pelotazo" al 18 (o mucho menos si "era" con un solar antiguo, con coeficientes de abatimiento) cuando lo pega, al 0 por 100 por ser riquísimo con su pelotazo, y los "intereses" al "25 por ciento menos" que cualquier directivo que trabaja de sol a sol con responsabilidades inhumanas a hombros (o igual que los ahorros efímeros cuando no inexistentes de la "cajera del supermecado").

¿Quién piensa, diseña y aprueba estos elementos básicos del sistema fiscal que nos hacen sufrir? ¿Es posible que valiosísimos funcionarios y servidores públicos -que lo son y mucho- se crean de verdad que esto es lo justo y conveniente para nuestro país? ¿Es posible que se cobije esta majadería bajo el paraguas de la defensa de los derechos de los trabajadores?

Yo no me lo creo. Pero tampoco puedo explicar, ni siquiera imaginar, qué puede haber detrás.

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.