LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

Portal jurídico de Aranzadi, por y para profesionales del Derecho

21/02/2024. 20:09:33

LegalToday

Por y para profesionales del Derecho

El presidente del Parlament prolonga las dudas sobre una investidura en Cataluña

Reuters

MADRID (Reuters) – El presidente del Parlamento catalán, Roger Torrent, prolongó el jueves la incertidumbre sobre la celebración de un nuevo debate de investidura en Cataluña, al insistir en que este se producirá cuando se den las “garantías” que permitan que Carles Puigdemont se convierta en presidente de la Generalitat.

Roger Torrent , presidente del parlamento catalán, en una comparecencia en Barcelona, 30 de enero de 2018

Tras aplazar el pleno previsto para el martes después de que el Tribunal Constitucional lo suspendiera cautelarmente y lo condicionara a que Puigdemont – huido en Bruselas – estuviera presente, Torrent descartó que pudiera haber otro candidato y también la posibilidad de unas nuevas elecciones autonómicas.

"Habrá sesión de investidura cuando se cumplan todas la garantías democráticas para que Carles Puigdemont sea investido de manera efectiva", dijo Torrent en declaraciones a la emisora de radio catalana RAC1. "Carles Puigdemont es el candidato a la investidura de la presidencia de la Generalitat. Lo es y lo seguirá siendo".

"Tiene que haber la posibilidad de que el presidente pueda someterse al debate y que la investidura sea efectiva, se pueda formar gobierno y se pueda empezar a trabajar. El ‘cómo' forma parte de la solución política que tenemos que encontrar estos días", agregó sin dar más detalles sobre cuáles serían esas garantías.

Puigdemont, sobre el que pesa una orden de detención por promover la independencia de Cataluña en octubre, pidió amparo al presidente del Parlament para poder ser investido antes de la celebración del debate del martes, un gesto que fue interpretado desde diversos sectores como una presión sobre Torrent para cometer un acto ilegal.

En la entrevista, Torrent aseguró que no pudo comunicarse con Puigdemont tras mantener diversas reuniones para decidir si suspendería el pleno en el caso de que el candidato de JXC estuviera ausente o desobedecer al Tribunal Constitucional y celebrarlo a distancia.

"La decisión de aplazar la investidura fue mía y la comuniqué a mi equipo poco antes de la comparecencia", dijo Torrent, que pertenece a la formación ERC, que en la anterior legislatura fue socio de gobierno de Junts per Catalunya, de Puigdemont.

El Tribunal Constitucional había decidido el sábado por unanimidad que la investidura no se podría celebrar si no era con presencia de Puigdemont que, huido en Bélgica y acusado de rebelión, sedición y malversación por el proceso independentista, debía obtener el permiso expreso del juez.

"Lucharemos jurídicamente para señalar la chapuza jurídica del Gobierno español y el Tribunal Constitucional y encontrar la fórmula para investir a Carlos Puigdemont de forma efectiva", dijo el presidente del Parlament.

Sobre este término, el exvicepresidente catalán Oriol Junqueras, cuyos abogados anunciaron que recurrirán su prisión preventiva ante la ONU, dijo en una entrevista publicada el jueves que las circunstancias actuales pueden obligar a una presidencia simbólica.

"La cuestión es si el Parlament puede investir a un diputado electo (…) lo que no quita que las circunstancias puedan obligar o impedir que esa presidencia sea efectiva. Y que se deba combinar una presidencia legítima, aunque simbólica, con una ejecutiva", dijo en la entrevista con diario16.com.

PUIGDEMONT SE REAFIRMA

Por otro lado, Torrent no quiso valorar por ser "privados" una serie de mensajes telefónicos que trascendieron el miércoles tras ser captados por un cámara del canal de televisión Tele5, en los que Puigdemont habría asegurado al exconsejero Toni Comín: "Los nuestros nos han sacrificado (…) El plan de Moncloa triunfa".

Puigdemont, sin desmentir que hubiera escrito los mensajes, publicó después en su cuenta de la red social Twitter: "Soy humano y hay momentos en los que yo también dudo", reafirmándose, sin embargo, en su voluntad para ser elegido como presidente legítimo de Cataluña.

"También soy el president y no me echaré atrás por respeto, agradecimiento y compromiso con los ciudadanos y el país. ¡Seguimos!", dijo.

Entre tanto, el ministro de Justicia, Rafael Catalá, no descartó que tanto Puigdemont como el resto de procesados en el caso que se sigue en el Tribunal Supremo por los hechos que llevaron a la declaración de independencia de Cataluña sean inhabilitados en un corto plazo antes de que haya una sentencia, que podría llevar meses.

"Cuando se produce el procesamiento por delitos graves, antes de esperar una sentencia, ya hay una inhabilitación (…) Cuando se dicte el auto de todas las personas que están dentro de él serán inhabilitadas", dijo el ministro en una entrevista con Antena 3.

Valora este contenido.

Puntuación:

Sé el primero en puntuar este contenido.