18 de Febrero de 2020 | 08:48
LEGAL TODAY. POR Y PARA ABOGADOS
 

Herramientas para el texto

El rincón del Lector

El Derecho Digital, una rama del Derecho imprescindible para afrontar la sociedad de la información

4 de Febrero de 2020

La obra, dando respuesta jurídica a la implantación de la Sociedad de la Información, pone de manifiesto la necesidad que existe acerca de una mayor adaptación de la legislación española y de la profesión de la abogacía a los nuevos tiempos y para dar solución a los nuevos conflictos, así como, a las cuestiones jurídicas relacionas con el mundo de Internet y de las nuevas tecnologías.

  • Los derechos digitales son la prolongación de los derechos civiles de los ciudadanos trasladados al mundo digital.
  • Este libro provee al lector de conocimientos básicos sobre el Derecho Digital y su aplicación a los diferentes ámbitos del derecho.
José Francisco Estévez,
Socio y vicepresidente de Cremades & Calvo-Sotelo

Los derechos digitales son la prolongación de los derechos civiles de los ciudadanos trasladados al mundo digital y nacen como una nueva disciplina relacionada con los servicios de la Sociedad de la Información. Nos encontramos en un periodo de constantes cambios económicos, políticos, sociales..., en los que las nuevas tecnologías de la información se consolidan como factor decisivo de aquéllos. En la actualidad, cuando nos referimos a la sociedad de la información, debemos tener en cuenta que hacemos referencia a relaciones tanto en la esfera privada como en la esfera pública, especialmente en los países más desarrollados que sitúan su promoción como objetivo prioritario. Hoy, tanto las redes de conexión de Internet como las nuevas tecnologías en general suponen una excelente herramienta para estar "conectados", es decir, para obtener información sobre casi cualquier materia.

Vivimos rodeados de las nuevas tecnologías; Internet ha devenido en el canal de comunicación generalmente empleado y mediante el cual se realizan multitud de operaciones de todo tipo, facilitando y agilizando el desarrollo de la sociedad actual. Sin embargo, no todo son ventajas: la implantación de los avances tecnológicos en la sociedad ha acarreado la necesidad del legislador de limitar y acondicionar su uso para obtener el mejor y más beneficioso resultado para la sociedad, así como, para ejercer cierto control frente a potenciales riesgos y abusos.

Un camino difícil

En este sentido, no es fácil abrir camino para un derecho de Internet, como ha podido suceder con otras ramas del derecho. El Derecho es un producto cultural, es decir, un reflejo de la sociedad y sus necesidades cambiantes, por ende, de la misma forma que esta evoluciona ha de hacerlo el derecho.

Por ello, en la sociedad actual, desarrollada en gran parte en torno a la tecnología de la información y la comunicación, se ha generado, y continúa haciéndolo, exigencias jurídicas particulares a las que los abogados debemos enfrentarnos en distintos ámbitos del Derecho. Ejemplos de ello son la creación de una nueva regulación de protección de datos, la nueva regulación en materia de contratación del sector público, la inclusión de delitos digitales en el Código Penal, entre otras, materias todas que abordamos en esta obra.

De igual forma, estamos frente a sectores que se encuentran en constante cambio e innovación y que aún requieren la formulación de una regulación específica, que en vista de su rápida evolución, es de difícil producción. Ejemplo de ello podemos encontrarlo en sectores tales como la robótica, el uso y diseño de drones, el internet de las cosas o la propiedad intelectual.

En relación con lo expuesto, la innovación y excelencia en la propuesta de soluciones a este constante cambio de las nuevas tecnologías, trata de resolver o por lo menos marcar el camino para una posible respuesta a las preguntas que pudiesen surgir en la aplicación de este derecho, así como a aquellas que nazcan en relación con los cambios obligados a la normativa debido a la digitalización y el rápido desarrollo de la sociedad. Otro aspecto interesante que hemos de recalcar es la exposición de los posibles cambios normativos y los efectos de su aplicación en la vida tanto de los individuos como de las personas jurídicas.

Este libro provee al lector de conocimientos básicos sobre el Derecho Digital y su aplicación a los diferentes ámbitos del derecho, tratando de forma transversal temas de Derecho administrativo, laboral, propiedad intelectual y muchos otros temas desde la óptica del legislador y la doctrina. De esta forma, la obra advierte, desde un primer momento, la importancia de conocer las implicaciones y consecuencias jurídicas de las acciones realizadas en el Internet. 

Estructura en forma de manual

Desde un punto de vista metodológico, la obra está estructurada en forma de manual, componiéndose de nueve capítulos en los que se analizan los aspectos más relevantes de las nuevas regulaciones en materia de Derecho de Digital.  Desde su introducción, el autor busca una explicación a los  aspectos más novedosos de la nueva regulación creada en el ámbito de la protección de datos, explicando el régimen jurídico de los servicios de la Sociedad de la Información, el uso de las tecnologías en el ámbito laboral, las implicaciones que acarrean el desarrollo de la justicia electrónica, la ciberseguridad y temas de propiedad industrial e intelectual, deteniéndose en los principales retos a los que se enfrentan dichos sectores con el desarrollo de las nuevas tecnologías.

Se trata de una obra completa, que permite a todos aquellos profesionales interesados en este ámbito adquirir unos conocimientos sólidos del Derecho Digital y encontrar una forma directa y clara de mantener actualizados los fundamentos de esta novedosa regulación, resolviendo de forma práctica los retos a los que nos enfrentamos hoy en día y a la problemática de un derecho que se encuentra en un cambio constante y que cuenta con su propia regulación, nomenclatura, y elementos tecnológicos.

Es, en suma, una obra que consideramos fundamental para el jurista, pues no existe ninguna rama o actividad de la sociedad que no esté afectada por las tecnologías de la información, desde el derecho público al derecho privado, en todas sus manifestaciones. De ahí el carácter transversal de la obra, además de dar una respuesta desde la óptica de cómo el legislador o juez o la doctrina científica, ha resuelto el problema planteado: un manual no teórico sino práctico, sistematizando aspectos jurídicos que convergen en el mundo de las nuevas tecnologías.

Si quieres disponer de toda la información y la opinión jurídica para estar al día, no pierdas de vista a Actualidad Jurídica Aranzadi

  • Comparte esta noticia en linkedin

 
 

Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad. Antes de continuar por favor lea nuestra nueva Declaración de Privacidad. Además utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar