Herramientas para el texto

Nuevas Tecnologías

22 de Febrero de 2013

Cambiando el sector legal a golpe de tecnología

Estamos contemplando cambios muy significativos en la forma de producir y consumir servicios legales, en su mayoría apoyados en las nuevas tecnologías de la información y la comunicación. Uno de ellos es la implantación de sistemas de prestación de servicios virtuales, la llamada “abogacía virtual”.

Eva Bruch,
Consultora de marketing y gestión para despachos de abogados. www.morethanlaw.es


Su expansión se ha visto impulsada por muchos motivos:

  • El creciente número de personas con acceso a Internet
  • El enorme despliegue de las nuevas tecnologías
  • La comoditización de muchos servicios legales
  • La demanda mal atendida de servicios legales

Estos motivos, se unen a las ventajas que presenta esta forma de prestación de servicios legales:

  1. Evita desplazamientos tanto del cliente como del abogado
  2. Puede resolverse una consulta jurídica de inmediato, o casi
  3. Se conoce el precio antes de consumir el servicio
  4. Puedes elegir al profesional y consultar su experiencia
  5. Reduce los gastos de estructura del despacho
  6. Facilita la conciliación de la vida laboral con la profesional
  7. Aumenta la productividad del abogado

Este nuevo modelo de negocio se inició en EEUU y ha sido rápidamente exportado, copiado y adaptado en casi todo el mundo, y por supuesto España no ha sido una excepción. Pero, qué es exactamente una firma virtual?

Un despacho virtual implica:

a) un servicio jurídico prestado online

b) mediante un portal seguro (portal que utiliza un servidor para encriptar la información confidencial proporcionada por sus visitantes a una página web, protegiendo así la confidencialidad de los datos)

b) que es accesible tanto para el cliente como el abogado desde cualquier sitio al que pueda accederse a Internet.

No se trata de responder consultas vía mail, que en realidad sí es una forma de atender clientes de forma virtual, pero el concepto de abogacía virtual va mucho más allá e incluye factores de seguridad y protección de los datos que se transmiten, estén estos alojados en servidores propiedad del abogado o su despacho, o de otras empresas proveedoras (totalattorneys.com o directlaw.com proporcionan esta tecnología especializada en el sector legal, pero hay otras muchas empresas proveedoras.)

Los servicios que puede prestar una firma virtual son prácticamente los mismos que un despacho tradicional, y de hecho, los despachos tradicionales pueden optar por configurar una parte de sus servicios en formato virtual.

Pero lo que realmente está cambiando el mercado es la aparición de portales y despachos totalmente virtuales que ofrecen:

  1. Interficies de comunicación con los clientes muy amigables (pearl.com)
  2. Información detallada y transparencia en relación al coste de los servicios (testamentoherenciasysucesiones.es)
  3. La posibilidad de seguir el estado de los asuntos encargados (control de gestión) (LawYeah.com)
  4. Conocer la identidad y experiencia de los profesionales implicados (abogae.com)
  5. Plataformas de pago online seguras (las mismas o similares a las que utilizan los bancos en sus portales online)
  6. Información legal básica gratuita (iabogado.com)
  7. Foros de Preguntas y Respuestas bien organizados y atendidos por abogados (lawpivot.com, recientemente adquirido por Rocket Lawyer; porticolegal.com)
  8. Comparadores de precios (unabogado.com)
  9. Creación y obtención de documentos personalizados online pre-validados por abogados (con o sin revisión posterior) que el cliente puede conseguir en cuestión de minutos (Rocketlawyer.com, directlaw.com)

Los servicios que estos portales o firmas virtuales ofrecen se dirigen tanto a personas como profesionales, autónomos y empresas de todo tamaño. Contrariamente a lo que cabría pensar, esta nueva forma de prestación de servicios online, con la reducción de costes asociada e incremento de productividad, ha hecho que muchas empresas grandes los tengan en cuenta pera la prestación de servicios estandarizados o de menor valor añadido (axiom.com; vlplawgroup.com), reservando a los despachos tradicionales aquellos asuntos realmente estratégicos para la empresa o que requieren de un profundo conocimiento del sector.

El sector legal está cambiando, se democratiza en beneficio del cliente y los abogados, lejos de estar asustados por ello, deben ser partícipes de este cambio. Entrar en una espiral de reducción de precios para conservar un cliente que tiene ahora muchas alternativas, a cuál más interesante, no ayudará a mejorar el negocio.

Los grandes despachos deben saber reaccionar a estos cambios y adoptar estrategias de posicionamiento sectorial y por materias, reforzar sus alianzas con otros despachos nacionales e internacionales para ofrecer el valor añadido que sus clientes esperan y por el que aún van a pagar mucho dinero. Pero pueden aprovechar estos nuevos modelos de negocio convirtiéndolos en sistemas de apoyo para ganar competitividad ellos mismos, aligerar sus estructuras de base y concentrarse en el "core business" de sus clientes.

Los despachos más pequeños o solistas que pretendan negar la realidad de lo que está sucediendo, verán con desánimo como su mercado natural se reduce. Sus clientes buscarán en Internet otras opciones más económicas, más rápidas o simplemente más cómodas por evitarse costes y tiempo en desplazamientos, no estar sujetos a los horarios del abogado o de su oficina, no estar esperando su llamada, desconocer el importe de los honorarios a satisfacer, etc...

En su lugar, pueden reaccionar y estudiar formas de adaptar sus procesos internos, hacerlos más competitivos, analizar la posibilidad de ofrecer servicios online o virtuales, ya sea mediante plataformas propias, alquiladas o a través de portales de abogados, muchos de ellos sin coste alguno (abogae.com; lexpertia.com; porticolegal.com; infoabogados.com; infoderecho.com; todoley.net), trabajar su marca personal, mejorar su posicionamiento, buscar un segmento de mercado en el que especializarse, hacerse conocedores de una determinada materia, etc.... son muchas las cosas que pueden hacer para sumarse al cambio y formar parte de él.

Vote:
|| || || || |
Resultado:
479 votos
  • Comparte esta noticia en yahoo
  • Comparte esta noticia en technorati
  • Comparte esta noticia en digg
  • Comparte esta noticia en delicius
  • Comparte esta noticia en meneame
  • Comparte esta noticia en linkedin

Te recomendamos

  • Proview, tu despacho siempre a mano

    Thomson Reuters ProView

    La única plataforma multifuncional que proporciona acceso móvil a todos los eBooks de la biblioteca digital del cliente.

Accesos adicionales:

© Editorial Aranzadi

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar

.