Antonio Garrigues Walker, presidente de Garrigues

“Nuestro sueño es muy simple: llegar a ser una firma global”

21 de Abril de 2008
  • "Nunca tendremos franquicias. Será siempre, allí donde estemos, el despacho Garrigues"
  • "Uría y Garrigues han liderado la modernización de la abogacía y su internacionalización. Lo seguiremos haciendo"
  • "Estaremos pronto en Bucarest. Puede ser un magnífico mercado"
  • "No creo que las firmas de Londres ganen terreno. Los despachos españoles sabremos competir con eficacia"
  • "Rodrigo Uría hizo algo decisivo. Crear una institución que le va a sobrevivir. Ahí está su grandeza y su lección"

Antonio Garrigues Walker es un apasionado del derecho. Jurista y pionero, Garrigues protagonizó la gran revolución de la abogacía española: transformó su despacho en una firma de referencia internacional convirtiéndolo en uno de los líderes del mercado europeo. Le gustaría escribir un buen ensayo sobre globalización y una obra de teatro. Ha creado, como Rodrigo Uría, una institución que lo sobrevivirá. Utilizando sus propias palabras, he allí su grandeza y su lección.

Legal Today


Antonio Garrigues Walker es presidente de Garrigues, presidente de Affinitas y de la Fundación Consejo España-Estados Unidos. Además, es miembro de la Comisión Trilateral, del Capítulo Español de Transparencia Internacional (TI) y Consejero del Consejo Director de la Ciudad del Ayuntamiento de Madrid. Recientemente ha sido nombrado Presidente del Club 16, encargado de definir las líneas estratégicas de la candidatura madrileña a los Juegos Olímpicos del 2016. Ha sido nombrado Doctor Honoris Causa por la Universidad Europea de Madrid, la Universidad Pontificia de Comillas, la Universidad Ramón Llull de Barcelona y primer Doctor Honoris Causa de la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales de Buenos Aires. Es presidente de honor de la Cátedra Garrigues de Derecho Global de la Universidad de Navarra.

Es usted uno de los juristas más conocidos de España, ¿qué responsabilidades implica tener prestigio en este país?

La de intentar ayudar y la de intentar dar ejemplo. ¡Y sobre todo no creérselo!

 

Lo global y lo local. ¿El despacho Garrigues dejará de ser español y se convertirá en una franquicia universal? ¿Con qué sueña en el ámbito profesional? ¿Y en el personal?

Nunca tendremos franquicias. Será siempre, allí donde estemos, el despacho Garrigues. Nuestro sueño es muy simple -y hasta cierto punto fácil- llegar a ser una firma global. En cuanto a mi ambición personal no lo tengo muy claro: Sé que quiero dedicarme a la investigación jurídica, escribir un buen ensayo sobre globalización y también una obra de teatro. A ver si puedo.

 

Se tiende a pensar que las crisis económicas no afectan a las firmas de abogados y que con un cambio en las prioridades del despacho se mantiene a flote la organización. Si, por ejemplo, disminuyen las asesorías a empresas inmobiliarias se dice que es porque aumentarán los cobros hipotecarios ¿Es así de simple? En su opinión, ¿cuáles son las medidas que debe tomar un despacho para encarar un cambio en el ciclo económico?

Un despacho como el nuestro vive de la actividad económica ya sea pública o privada. Es cierto que en tiempos de crisis -como los que se avecinan- se pueden compensar las carencias de trabajo de algunos departamentos con el crecimiento de otros y en especial de los que se refieren a reestructuraciones fiscales, laborales y financieras. Pero sin duda de ningún tipo, son mejores las épocas de crecimiento. Todo va a depender, además, de la duración y la profundidad de las crisis. Yo soy optimista. Superaremos bien la situación y lo haremos pronto.

 

Su firma apuesta desde hace años por la internacionalización. Prueba de ello es que está presente en 13 países y cuatro continentes. ¿Considera que mantenerse dentro de nuestras fronteras es un defecto? ¿La internacionalización es para usted una cuestión de supervivencia o ambos modelos (el local y el internacional) son viables?

No es un defecto operar sólo a nivel local. Hay despachos pequeños o medianos que lo hacen con mucho éxito profesional y con mucha rentabilidad económica. Nosotros pensamos que merece la pena tener una dimensión internacional. No es tanto una cuestión de supervivencia como una estrategia a largo plazo.

 

En enero de 2007, Garrigues se instaló en Varsovia, como un primer paso para penetrar el mercado de Europa del Este. Hace una semana, el despacho acogió el Foro Rumano Internacional de Negocios. ¿Sería mucho suponer que la siguiente apuesta será la de Bucarest?

Estaremos pronto en Bucarest. Puede ser un magnífico mercado. Tan importante como el de Polonia. Y en eso coincidimos con la opinión de otros grupos financieros y empresariales españoles. Y con calma -pero sin ninguna pausa- habrá que investigar otras posibilidades. Tengo para mí que Ucrania sería una buena opción.

 

Los capitales de riesgo han sido un agente dinamizador de la economía en España. En consecuencia, los despachos de abogados se han visto beneficiados por el auge corporativo que han acarreado estos recursos financieros. Ahora vemos que estos capitales están congelados ante la crisis ¿Cree usted que los polémicos fondos soberanos de inversión se convertirán, como señalan algunos, en el sustituto ideal de estos capitales?

Sinceramente no lo sé y creo que nadie lo sabe con certeza. La crisis financiera tiene, en mi opinión, mucha más profundidad que la que se piensa y las salidas finales pueden ser muy distintas a las actuales. A corto plazo los fondos soberanos ocuparán un lugar en el mercado, pero no creo que sean la solución a largo plazo. El capital riesgo seguirá siendo decisivo. No hay quien pare el ansia de crecimiento.

 

El Magic Circle, como se conoce coloquialmente los seis principales despachos de Londres, gana terreno a las firmas españolas según Legal500. ¿Cree usted que nuestra "Liga de las Estrellas", nuestros global bullfighters, están en condiciones de asumir el reto? Por Liga de las Estrellas y global bullfighters nos referimos, por supuesto, a los despachos más destacados de España.

No creo que ganen terreno. Pienso lo contrario. Es cierto que al estar vinculados a la "city" juegan con cierta ventaja pero no van a progresar en el mercado, entre otras cosas porque la crisis financiera les afectará lógicamente más. Las firmas españoles sabremos competir con eficacia en ese y en otros terrenos. No tengo la menor duda.

 

¿Qué opina de los rankings? Se lo pregunto porque cada uno de los despachos líderes en España puede esgrimir un informe donde sale bien parado. ¿No cree que la proliferación de los rankings disminuye su capacidad de analizar el mercado y, por tanto, el propósito de servir a los clientes en la toma de decisiones se ve menoscabado?

Coincidido con el espíritu de la pregunta y pienso que habrá que llegar a un acuerdo entre las firmas para evitar manipulaciones abusivas. Se ha llegado a límites que generan situaciones tragicómicas. Es, muchas veces, un mercado impuro y grosero.

 

Cambiando de tema. De repente aparece la justicia en el ojo del huracán: el terrible caso de la niña Mari Luz Cortés, los 437 días de un inocente entre rejas, la liberación de un terrorista del GRAPO, etc. ¿Las soluciones a esta situación son de orden político o es justamente la incursión de la política en la justicia la que ha puesto patas arriba el sistema?

La justicia española tiene que abrir un serio proceso autocrítico y el estamento político tiene que llegar -velis nolis- a un consenso sobre nombramientos y estructuras. Los casos mencionados pueden ser -seguro que lo son- una excepción a la regla general, pero han generado con razón una alarma social que requiere una respuesta contundente. He leído recientemente un artículo en El País de Javier Hernández García y varios magistrados en el que se habla con toda razón de "un proceso de patológica burocratización de la administración de justicia" y también de "una burocracia infradotada, desvinculada de la obtención de mejora y amorfa". Por ahí habría que atacar.

 

Se habla de un gran pacto de Estado entre los partidos para el tema de la justicia, pero también se aboga por acuerdos de este tipo en educación, inmigración, manejo del agua, política territorial, terrorismo, etc. ¿Qué opina usted de los pactos de estado? ¿No cree que son una forma de vaciar de contenido el debate político?

Opino bien de los pactos de Estado y no creo que sean una forma de vaciar el contenido del debate político. Cuando el interés colectivo lo justifica de forma rotunda el derecho a discrepar -que es un derecho básico en política- tiene que dar paso a la obligación de consensuar en las materias que se han mencionado. Véase el caso de la reacción de un país como Alemania en donde el estamento político, al ver los riesgos económicos y sociológicos de su país, han decidido formar "eine grosse Koalition".

 

Hace unos días, usted fue designado por el alcalde Madrid para presidir el "Club Madrid 16", que pretende traer los Juegos Olímpicos a la capital española. ¿Qué nuevas estrategias pretende llevar a cabo para reforzar nuestra candidatura? Y, a su juicio, ¿Qué nos hizo falta en la pasada designación?

La sociedad civil española en su conjunto y la madrileña con especial énfasis tiene que comprometerse en esta operación decisiva para el futuro de Madrid y beneficiosa para todo el país. Vamos a ver si desde el Club Madrid 16 movilizamos a los empresarios, a las fundaciones privadas y a los ciudadanos a asumir un papel decisivo. Las olimpiadas en los EE.UU. las financia el 100% el sector privado. No podemos aspirar a tanto, pero sí a que el peso de este sector sea mucho más importante. En cuanto a por qué se perdió, mi opinión es que se hizo todo lo que había que hacer y además con excelencia. Se perdió con toda dignidad y saber perder es cosa que nos va a ayudar a ganar. Alberto Ruiz Gallardón dio en este sentido una auténtica lección de señorío.

 

¿Cómo valora usted las recientes protestas al paso de la llama olímpica en su camino a Pekín? ¿Cree que, de ahora en adelante, el COI tendrá como prioridad para la elección de la sede temas como la democracia y los derechos humanos? ¿Considera que dichas protestas terminarán reforzando las "candidaturas seguras" como la de Madrid 2016?

China va a tener que vivir una transición complicada y habrá que tomar posición sobre si los juegos pueden favorecer procesos de apertura. Yo pienso que sí. En cuanto a si el problema chino mejora nuestra posición para el 2016, me temo que no.

 

Recientemente se le ha organizado un homenaje a Rodrigo Uría ¿Qué supuso la figura de Rodrigo Uría para la abogacía española?

Rodrigo Uría hizo algo decisivo. Crear una institución que le va a sobrevivir sin traumas especiales. Ahí está su grandeza y su lección. Fue un gran modernizador de la profesión de la abogacía. Pienso que Uría y Garrigues han liderado, desde el primer momento, ese proceso y también el de internacionalización de una forma magnífica. Lo seguiremos haciendo.

Artículos relacionados

  • Bolillo
Vote:
|| || || || |
Resultado:
440 votos
  • Comparte esta noticia en yahoo
  • Comparte esta noticia en technorati
  • Comparte esta noticia en digg
  • Comparte esta noticia en delicius
  • Comparte esta noticia en meneame
  • Comparte esta noticia en linkedin

Comente este contenido

Comenta el artículo

  • Legal Today le informa que los mensajes están sujetos a moderación
  • Legal Today no se responsabiliza ni comparte necesariamente las opiniones expresadas por sus lectores
  • Legal Today excluirá los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes y los de índole publicitaria.

Sin comentarios


Accesos adicionales:

© Editorial Aranzadi

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y poder ofrecerle las mejores opciones mediante el análisis de la navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información pulse aquí.   Aceptar

.